Público
Público

España recomienda revisar los implantes mamarios de PIP

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Ministerio de Salud españolrecomendó el lunes que las mujeres que tienen prótesis mamariasde PIP revisen el estado de sus implantes, en medio de lapolémica mundial por sus posibles riesgos para la salud, aunqueevitó aconsejar su retirada.

Las autoridades europeas están dando mensajes algocontradictorios sobre cómo afrontar un escándalo global en tornoa las prótesis de la empresa Poly Implant Prothese (PIP), quehabría utilizado materiales no autorizados para su uso enhumanos, como silicona industrial.

"No es necesaria la explantación salvo que exista rotura osíntomas mamarios que así lo aconsejen", indicó en un comunicadoel Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad deEspaña.

"Las portadoras de una prótesis PIP deben acudir a sucirujano, clínica o servicio médico donde se le realizó elimplante para revisar el estado de las prótesis y decidirconjuntamente con el cirujano si es adecuado proceder a suextracción", agregó.

El escándalo estalló a finales del 2011, cuando lasautoridades francesas aconsejaron a 30.000 mujeres que seretiren los implantes de PIP porque serían más propensos aroturas que otras prótesis mamarias.

También las autoridades alemanas han recomendado a los milesde mujeres que llevan las prótesis que se las retiren, mientrasque las instituciones británicas y españolas han optado poraconsejar a las mujeres que vayan al médico, indicando que no esnecesario que las retiren si las bolsas permanecen intactas.

Alemania había recomendado el mes pasado a las afectadas quese revisaran los implantes, pero elevó su recomendación despuésde que aparecieran noticias de que la silicona podría filtrarseaunque no hubiera signos de rotura.

En el caso de España, el comunicado oficial indicó que laspacientes que no puedan acudir a las clínicas privadas donderecibieron los implantes podrían ser atendidas en la sanidadpública.

Además, aquellas mujeres que se colocaran el implante en laseguridad social tras una mastectomía y que decidan retirárselapodrán reemplazarlo por otro en la sanidad pública.

"El Ministerio espera que el sector privado ofrezca el mismoservicio a sus pacientes. Las aseguradoras privadas tienen eldeber de ofrecer el seguimiento y cuidado apropiado a laspacientes que han tratado", añadió el comunicado.

"Las autoridades sanitarias velarán para que no quedenmujeres sin atender, cuando exista indicación médica deexplantación", agregó el escrito.

Al igual que otros países, España aclaró que por el momento"no existe ningún nexo que vincule las prótesis PIP con eldesarrollo de tumores".

La firma francesa PIP, que llegó a ser uno de los mayoresfabricantes de prótesis mamarias a nivel global, vendió unas300.000 prótesis en todo el mundo antes de cerrar en el 2010,después de que una investigación oficial revelase que estabautilizando silicona industrial, más barata y no aprobada por lasautoridades, en algunos de sus productos.