Público
Público

Estudio cuestiona la relación antibióticos-asma

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Amy Norton

Mientras que algunos estudioshabían sugerido que darles antibióticos a los bebés elevaría suriesgo de desarrollar asma, una revisión concluye que gran partede las evidencias no son ciertas.

La teoría de esa relación es que la exposición temprana a lasbacterias y otros microbios entrena al sistema inmune para lucharcontra las infecciones y no atacar sustancias benignas, que es loque causa las reacciones alérgicas y el asma.

Pero la revisión de 21 estudios realizados desde el 2002revela que la mayoría tenía limitaciones que podrían habersesgado los resultados.

Según los autores, varios estudios incluían una "causalidadinversa": las sibilancias en los bebés podrían haber inducido laindicación de antibióticos en lugar de que esos fármacos causaransibilancias y asma.

Los bebés y los niños desarrollan sibilancias cuando tienenuna infección respiratoria, por lo que los médicos les recetan unantibiótico. Pero, en algunos casos, esas sibilancias son unsigno precoz de asma.

Un par de estudios no detectaron la posible causalidadinversa. En algunos otros, hubo una relación inicial entre el usotemprano de antibióticos y la aparición del asma, pero quedesapareció luego de que los investigadores consideraran lacausalidad inversa.

En otros estudios, el problema fue "confundente porindicación", es decir que la infección por la que se indicó elantibiótico podría haber sido el factor de riesgo real de lassibilancias y el asma.

Una investigación había hallado que los bebés con infecciones"torácicas" y sibilancias eran dos veces más propensos a que seles indicaran antibióticos que los bebés con infeccionesrespiratorias altas, como el resfrío. En ese caso, fueron lasinfecciones, y no los antibióticos, las que habrían explicado elaumento del riesgo de desarrollar síntomas asmáticos antes de los5 años.

"La conclusión general de nuestro meta análisis es que, trasexcluir los estudios con gran posibilidad de estar sesgados porcausalidad inversa y factores confundentes por indicación, seregistró un aumento muy pequeño del riesgo de que un niñodesarrollara sibilancias/asma por haber tomado antibióticos en lainfancia", dijo el autor principal, doctor John Penders, delcentro médico de la Universidad de Maastricht, en Holanda.

Otra desventaja, apuntó, fue que sólo tres estudiosanalizaron el riesgo de desarrollar asma más allá de los 5-6 añosde edad. Cuando el equipo de Penders combinó los resultados delos tres estudios sobre niños mayores, no halló una relaciónclara entre el uso temprano de antibióticos y el aumento delriesgo de desarrollar asma más adelante.

Lo importante, escribe el equipo en European RespiratoryJournal, es que se necesitan más estudios bien diseñados paraconocer los efectos en un período más prolongado.

"Investigaciones previas habían demostrado que hasta el 50por ciento de las recetas de antibióticos para niños extendidaspor médicos de atención primaria son innecesarias", aclaróPenders, que sostuvo que esa cifra varía significativamente segúnel país.

FUENTE: European Respiratory Journal, online 13 de enero del2011