Público
Público

Estudio dice dos suplementos articulares populares no funcionan

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Kate Kelland

Un estudio realizado por expertossuizos reveló que dos suplementos tomados por millones depersonas en todo el mundo para combatir el dolor articular nofuncionan.

Según el equipo, las autoridades de salud y lasaseguradoras no deberían cubrir los suplementos de glucosaminay condroitina, que son tomados solos o combinados para reducirel dolor causado por la osteoartritis en caderas y rodillas.

En una revisión de ensayos que incluyeron a 3.803 pacientescon osteoartritis de rodilla o cadera, los investigadoressuizos hallaron que no había un "efecto clínico relevante" enel dolor articular percibido tras el consumo de condroitina,glucosamina o ambos fármacos combinados.

"Las autoridades de salud y las aseguradoras no deberíancubrir los costos de estos preparados y deberían desalentarselas nuevas recetas a pacientes que aún no recibierontratamiento", dijo Peter Juni, de la Universidad de Berna, cuyoestudio fue publicado el viernes en British Medical Journal.

La osteoartritis es la forma más común de artritis y es unade las principales causas de discapacidad crónica en EstadosUnidos. La condición afecta a alrededor de 8 millones depersonas en Gran Bretaña y a unos 27 millones en EstadosUnidos.

Se trata de una enfermedad crónica que suele tratarse conanalgésicos y antiinflamatorios como la aspirina y elibuprofeno. Algunos de esos fármacos pueden causar problemasestomacales o cardíacos, particularmente si se usan duranteperíodos prolongados de tiempo.

El equipo de Juni señaló en su estudio que en la últimadécada, médicos y especialistas reumatólogos prescribieron cadavez más glucosamina y condroitina a sus pacientes, y que laspersonas con dolor articular también comprarían estossuplementos sin receta.

Según el estudio, las ventas globales de suplementos deglucosamina alcanzó casi 2.000 millones de dólares en el 2008,lo que implica un incremento de alrededor del 60 por cientodesde el 2003.

Los expertos revisaron 10 ensayos publicados previamente yevaluaron datos sobre los cambios en los niveles de dolor luegode que los pacientes consumieron glucosamina, condroitina, ouna combinación de ambos, frente a una píldora placebo.

"Comparado con el placebo, la glucosamina, la condroitina yy su combinación no reducen el dolor articular ni tienenimpacto sobre el estrechamiento del espacio articular",escribió el equipo.

Los científicos indicaron que pese a este hallazgo, algunospacientes siguen convencidos de que estos suplementosfuncionan. Según ellos, esto se debería a la naturalezafluctuante de la osteoartritis o al llamado efecto placebo, quepuede ser particularmente importante cuando se trata de dolor.