Público
Público

Estudio relaciona depresión temprana y abandono culto religioso

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Amy Norton

Los expertos aseguranque las personas que desarrollan depresión podrían ser máspropensas a dejar de ir a los servicios religiosos, lo quepodría explicar por qué los más devotos tienen tasas más bajasde esta enfermedad.

Ahora, un nuevo estudio encontró pruebas de eso.

Entre los 2100 estadounidenses estudiados desde el nacimientohasta la edad mediana, las mujeres que habían desarrolladodepresión antes de los 18 años eran más propensas que el resto adejar de concurrir a los servicios religiosos cuando cumplían20.

En los hombres, los autores no hallaron esa relación.

"Esto no significa que los resultados de los estudios previosestuvieran equivocados", sostuvo la autora principal, JoannaMaselko, profesora asistente de psiquiatría y cienciasconductuales de Duke University, Durham, Carolina del Norte.

Pero Maselko dijo a Reuters Health que los resultados en lasmujeres explicarían, por lo menos en parte, por qué se asocia laconcurrencia a los servicios religiosos con la reducción delriesgo de desarrollar depresión.

Los resultados, publicados en American Journal ofEpidemiology, surgen de un grupo de residentes de Rhode Islandestudiados desde la infancia hasta los 30 o 40 años.

Un 27 por ciento de los participantes tuvo depresión grave enalgún momento de la vida; casi un tercio de ese grupo desarrollólos síntomas antes de los 18 años.

Las mujeres que desarrollaron depresión temprana eran un 42por ciento más propensas a dejar de ir a los serviciosreligiosos cuando tenían 20 años.

El 90 por ciento de los participantes había concurrido a laiglesia en la niñez. Algo más de la mitad de las mujeres quedesarrollaron depresión en la niñez, dejó de ir a los serviciosreligiosos en los primeros años de la edad adulta.

En cuanto a los hombres, Maselko dijo: "No observamos ningunarelación".

Entonces, ¿por qué los investigadores están tan interesadosen conocer si el hábito de ir a la iglesia tiene alguna relacióncon el riesgo personal de desarrollar depresión?

Maselko aclaró: "Nunca alentaríamos o desalentaríamos laconcurrencia a los servicios religiosos" por ese motivo. Peroagregó que la religiosidad es un concepto amplio. Y si existen"componentes pequeños" que protegen de la depresión, sería muyútil saberlo.

El equipo considera que los nuevos resultados no descartan laposibilidad de que la vida religiosa de las personas influya ensu salud mental. Aunque todavía no existe una conclusióndefinitiva.

FUENTE: American Journal of Epidemiology, online 20 de febrerodel 2012.