Público
Público

El Euribor cerrará agosto con caída de 7 centésimas hasta el 5,32%, según los expertos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Euribor, el indicador más utilizado para calcular el tipo de interés de las hipotecas, cerrará el mes de agosto en torno al 5,32 por ciento -siete centésimas menos que a finales de julio-, lo que le permitiría romper una racha de cinco meses de subidas consecutivas.

Según los expertos consultados por Efe, la moderación del precio del petróleo y la consecuente relajación de las presiones inflacionistas son los responsables de este "tímido descenso", que podría ser más acusado a finales de 2008.

Así, según los expertos, el Euribor podría acabar el año entre el 4,75 y el 5 por ciento, siempre y cuando la presión de la crisis financiera se vaya disipando.

Esta moderación supondría que la revisión de una hipoteca media de 150.000 euros a 25 años y con un diferencial del 0,50 por ciento contratada hace un año registrara una reducción en sus cuotas mensuales de 956,39 a 950,02 euros, lo que implicaría un ahorro de 76,44 euros al año.

Ignacio Cantos, analista de Atlas Capital, asegura que, "a pesar de no ser una bajada considerable, este dato marca el inicio de una tendencia positiva en un momento en que la morosidad de las entidades financieras está creando mucha tensión en el mercado interbancario".

Así, considera que la moderación del precio del crudo ha sido el factor "determinante" en la tendencia a la baja del Euribor, dado que este hecho "repercutirá en la caída de la inflación, lo que podría empujar al Banco Central Europeo (BCE) a bajar los tipos de interés a finales de 2008 o principios de 2009".

Además del petróleo, el previsible estancamiento de la economía de los países de la zona euro en el tercer trimestre podría forzar al BCE a plantearse la rebaja de tipos de interés, cuya última subida se produjo el 3 de julio, en que pasaron del 4 al 4,25 por ciento.

No obstante, la analista de Renta 4 Nuria Álvarez se muestra escéptica ante una eventual rebaja de los tipos, al asegurar que "los últimos datos de precios en la Eurozona no se lo pondrán fácil al BCE".

Asimismo, los reaparecidos temores a la crisis financiera y a la falta de liquidez de la banca podrían también poner su grano de arena y afectar negativamente a la evolución del Euribor.

Como muestra, los recientes repuntes que el indicador ha experimentado a mediados de mes, justo cuando el miedo sobre la salud financiera de las hipotecarias estadounidenses Fannie Mae y Freddie Mac recorría el mercado.

En los últimos meses el indicador, según la mayoría de los analistas consultados por Efe, ha sido "distorsionado" por la falta de liquidez del mercado interbancario y la crisis de confianza entre entidades provocada tras el estallido, el pasado verano, de la crisis de las hipotecas de alto riesgo en Estados Unidos, y creen que "debería relajarse" en los próximos meses.

El Euribor, acrónimo de "Europe Interbank Offered Rate", es el precio al que las entidades financieras se prestan dinero en el mercado interbancario del euro y su valor se calcula mediante la media de los precios de los 64 principales bancos europeos.

En las hipotecas de tipo variable, que son mayoría en España, la cantidad que hay que pagar depende de un índice de referencia acordado con el banco y que se revisa regularmente cumplido un plazo, generalmente de seis o doce meses.