Publicado: 22.11.2013 17:45 |Actualizado: 22.11.2013 17:45

La excarcelación del 'loco del chándal' moviliza a víctimas, jueces, fiscales y Policía

Un informe médico de octubre dice que tiene "alto riesgo de reincidencia en delitos violentos". Cometió 16 agresiones con arma blanca a mujeres desconocidas, una de las cuales murió. La Audiencia de Barcelona no acepta en

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La excarcelación de Manuel González González, conocido como 'el loco del chándal', que se materializó este viernes, ha movilizado a víctimas, jueces, fiscales y Policía, ante los informes, del pasado mes de octubre, que apuntan a que no se ha rehabilitado. Es uno de los presos beneficiados por la derogación de la 'doctrina Parot' por el Tribunal del Estrasburgo.

González González ha salido este viernes sobre las 16.45 horas del centro penitenciario de Brians 2, situado en Sant Esteve Sesrovires (Barcelona), tras pasar 20 años y 1 mes en prisión (fue condenado a 169 años por 16 agresiones a mujeres desconocidas con arma blanca). Un informe médico del 25 de octubre, elaborado ante su inminente excarcelación, alertaba de que en la cárcel no ha querido someterse a programas de tratamiento, y mantiene un trastorno de sadismo sexual. "Su patrón de excitación implica actos en los cuales se produce un sufrimiento físico o psíquico a la víctima", dice el informe.

Manuel González González agredió entre 1990 y 1993 con distintas armas blancas (desde una navaja a una flecha) a 16 mujeres desconocidas a las que también hizo tocamientos en zonas genitales, y provocó la muerte a una de ellas a la que apuñaló en los glúteos.

Ante su salida a la calle, la Audiencia de Barcelona --que le condenó en 1997-- ha ofrecido a las víctimas asesoramiento, atención y apoyo de servicios especializados, en una reunión que mantuvieron este jueves y a la que asistieron varias de las mujeres, en colaboracón con la Oficina de Atención a la Víctima de Delito de la Consejería de Justicia y del Grupo de Atención a la Víctima de los Mossos d'Esquadra.

Por su parte, portavoces de las víctimas de Manuel González han advertido este viernes que ha salido a la calle "una bomba para la sociedad". La abogada María José Valera, que actuó en nombre de una de las víctimas, ha señalado que el conjunto de mujeres -y sus familias- a las que atacó el "loco del chándal" afrontan su excarcelación con "espanto" y "horror", porque les preocupa tanto su seguridad personal como la del resto de mujeres.

"Sale sin rehabilitar y con un alto riesgo de reincidencia, lo normal es que eso provoque miedo. Está saliendo a la calle una bomba para la sociedad, para ellas (las víctimas) y para todas (las mujeres)", ha advertido la abogada.

Varela ha explicado que, en la reunión en la Audiencia, las víctimas pidieron en la reunión que se les proporcionara una imagen actual del agresor, para poder adoptar medidas de autoprotección, pero que se les denegó alegando el derecho a la intimidad del preso.

Por este motivo, las víctimas, según la abogada, también pidieron que el "loco del chándal" no abandonase la cárcel en un coche de la policía de incógnito -como pasa habitualmente en Catalunya en este tipo de casos-, sino que tenga que salir por su propio pie para que lo puedan captar los medios gráficos.

Por su parte, el fiscal general del Estado, Eduardo Torres-Dulce, preguntado en Valencia por la excarcelación del 'loco del chándal', ha señalado que las fiscalías de toda España tienen indicación de activar protocolos de conexión con las fuerzas de seguridad del Estado para adoptar medidas de prevención, ante este tipo de excarcelaciones. Añadió que, en Barcelona, las Fuerzas de Seguridad tienen ya activado ese protocolo siempre desde el estricto respeto a la legalidad y derechos fundamentales, para supervisar posibles conductas.