Público
Público

El uso excesivo de antibióticos amenaza a la medicina moderna

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El uso excesivo de antibióticos en Europa está expandiendo la resistencia de las bacterias y amenaza con perjudicar tratamientos médicos vitales, como los reemplazos de cadera, el cuidado intensivo de los bebés prematuros y las terapias contra el cáncer, dijeron expertos.

Dominique Monnet, de la unidad de asesoramiento científico del Centro Europeo para la Prevención y Control de Enfermedades (ECDC), señaló que "la expansión total de la medicina moderna" está bajo amenaza debido a que las bacterias se están volviendo resistentes a los antibióticos, inutilizando los fármacos.

"Si esta ola de resistencia a los antibióticos nos supera, no podremos realizar trasplantes de órganos, reemplazos de cadera, quimioterapia contra el cáncer, ni brindar terapia intensiva y neonatal a los bebés prematuros", dijo Monnet a periodistas en una conferencia.

Los antibióticos son necesarios en todos esos tratamientos para prevenir las infecciones bacterianas. Pero las bacterias resistentes a los medicamentos son un problema cada vez mayor en los hospitales de todo el mundo, como es el caso del Staphylococcus aureus resistente a la meticilina (SARM).

Las infecciones con SARM causan la muerte de unas 25.000 personas por año en Europa y alrededor de 19.000 en Estados Unidos.

Monnet expresó que los costes de la resistencia a los antibióticos ya está dañando las economías y que podría perjudicar aún más los presupuestos en atención médica de toda la Unión Europea (UE) si el problema no se resuelve.

Las seis bacterias resistentes a múltiples medicamentos más comunes, conocidas como "superbacterias", causan unas 400.000 infecciones anuales en Europa, por las que mueren alrededor de 25.000 personas, y consumen 2,5 millones de días de hospitalización anuales.

El ECDC, que controla y aconseja sobre enfermedades a la UE, calcula que con el costo de un día de internación es de promedio de 366 euros (548 dólares), las infecciones con superbacterias están consumiendo 900 millones de euros anuales en costes extra, y otros 600 millones por año en pérdida de productividad.

"A lo largo de la Unión Europea, la cantidad de pacientes infectados con bacterias resistentes está creciendo y la resistencia a antibióticos es una amenaza importante para la salud pública", indicó el ECDC.

La entidad está planeando una campaña de "concienciación sobre antibióticos" para el 18 de noviembre, en la cual instará a los médicos de la región a frenar la prescripción excesiva de estos medicamentos.

Los pacientes que demandan antibióticos cuando presentan una infección viral suelen desconocer que estas medicinas no son útiles contra los virus, añadió el ECDC, pero los médicos sí lo saben y deberían dejar de ceder a las presiones.

Sarah Earnshaw, de la unidad de comunicaciones del ECDC, apuntó a un sondeo del 2002 que mostró que el 60 por ciento de los pacientes no sabe que los antibióticos no funcionan contra los virus, como los de la gripe y los resfriados.

"Los pacientes suelen demandar antibióticos", añadió Earnshaw. Y los médicos suelen creer, según la experta, que brindarlos es una forma más rápida de lidiar con los pacientes demandantes, en lugar de buscar persuadirlos de que no funcionarán.