Público
Público

Éxito de participación en la primera ronda de las primarias socialistas galas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los colegios electorales franceses cerraron hoy a las 19.00 (17.00 GMT) tras la votación para elegir al candidato que defenderá al partido socialista en las elecciones del próximo año al Elíseo, con una participación provisional superior al millón y medio de personas.

El primer secretario interino del PS, Harlem Désir, indicó en conferencia de prensa que esa cifra corresponde a la registrada a dos horas del cierre en tres cuartas partes de las mesas, y calificó de "verdadera ola democrática" y de "victoria para ese partido y para la democracia" haberla alcanzado.

En un proceso inédito en Francia, la posibilidad de votar entre los seis candidatos se dejó en manos de todos los ciudadanos inscritos en el censo electoral que hubieran firmado su adhesión a los valores de izquierda y pagado un euro para sufragar los gastos de organización, que han superado los 3,5 millones de euros.

Los dos socialistas que partían con mayor ventaja según los sondeos, François Hollande y Martine Aubry, se mostraron esta mañana respectivamente "lleno de esperanza" y "confiada y serena", con la única duda dirigida al nivel de participación.

Tras un mes de campaña y tres debates televisados en los que también participaron la excandidata presidencial y expareja de Hollande, Ségolène Royal, así como Manuel Valls, Arnaud Montebourg y Jean-Michel Baylet, la afluencia superó las expectativas.

Los resultados definitivos no se difundirán hasta las 23.00 hora local (21.00 GMT), y pese a las preferencias expresadas en las encuestas, lo inédito del proceso y la amplitud y variedad de los electores han impregnado de prudencia las apuestas sobre posibles ganadores.

El recurso a esta votación abierta ha sido validado incluso por el primer ministro, François Fillon, que lo ha calificado de "proceso moderno", y por el titular del Interior, Claude Guéant, que lo ha visto como una "iniciativa interesante y respetable".

"Dicho eso, refleja la dificultad del PS para designar a su candidato y por ello una dificultad ideológica. Las primarias han reforzado la cacofonía del partido y mostrado la ausencia de una línea", se ha apresurado a precisar Guéant en la emisora "Radio J".

Si ningún candidato supera el 50 por ciento de los votos, algo que se ve improbable dado el número de concurrentes, el próximo fin de semana se celebrará la segunda ronda, y con ella se conocerá por fin al contrincante de Nicolas Sarkozy.

Los conservadores gobernantes del actual presidente no han designado aún a su candidato, pero el jefe del Estado, pese a la ausencia de confirmación oficial, se presenta como el rival a batir.

A la espera de los porcentajes, esta mañana se filtraron datos de las votaciones celebradas ayer en el continente americano y en algunos territorios de ultramar, que situaban a Aubry en cabeza.