Público
Público

Experto pide que la crisis planetaria obligue a plantearse el gasto militar

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El director del Centro de Investigaciones sobre Desertificación, José Luis Rubio, ha reclamado hoy que la crisis medioambiental, energética y financiera que afronta el planeta obligue a rectificar, con un examen de conciencia "muy serio", "muchos comportamientos" como el gasto militar de los gobiernos.

Así lo ha señalado Rubio a EFE tras participar como invitado en la comisión de Ciencia y Tecnología de la 54 Asamblea Parlamentaria de la OTAN que acoge Valencia desde ayer, con la asistencia de cerca de 300 delegados procedentes de 50 países distintos.

Según este experto, Premio Rey Jaime I de Protección del Medio Ambiente en 1996, muchos gobiernos deben "replantearse" el gasto que dedican a la defensa militar de sus países y tomar conciencia de que la Tierra tiene "recursos suficientes para todos", que "convenientemente gestionados" y con solidaridad harían que numerosos conflictos bélicos entre Estados fueran "innecesarios".

En su intervención, Rubio ha recordado que solo el 11% de la superficie del planeta puede ser considerado como suelo agrícola capaz de producir alimentos, con lo que los actuales 6.500 millones de personas que lo habitan "a duras penas" podrán alimentarse.

En este sentido, ha llamado la atención sobre la necesidad de una nueva política de "seguridad ambiental" que, a través de instituciones como la OTAN, permita afrontar con rigor las posibles soluciones a estas disfunciones territoriales y, en concreto, a la progresiva desertificación que sufre el área mediterránea.

Esa degradación del suelo, según Rubio, conlleva la pérdida de recursos de subsistencia, de hambre y de desplazamientos forzados que no escapan de la política de defensa de los Estados implicados directa o indirectamente con ese fenómeno.

España, en su opinión, puede establecer fórmulas de colaboración que permitan encontrar "vías de subsistencia" en los países de origen de los desplazados y evitar así migraciones "forzosas".

"Esto no lo puede hacer solo un país, pero creo que la OTAN, en esta Asamblea, se ha mostrado sensible a estos temas y se pueden establecer mecanismos de cooperación internacional y de solidaridad", ha señalado.

Tras valorar la "nueva alianza verde" que propugnan varios líderes mundiales para afrontar las crisis mundiales relacionadas con el medio ambiente y el modelo energético, ha advertido de que la tercera en liza, la financiera, debe forzar a actualizar las soluciones socioeconómicas vigentes hasta ahora.