Público
Público

Fallece una mujer en León por el ‘mal de las vacas locas’

La víctima, madre de otro muerto por la enfermedad, es el cuarto caso en España

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Junta de Castilla y León y el Ministerio de Sanidad han confirmado las sospechas. La enfermedad de Creutzfeld-Jakob, la variante en humanos de la encefalopatía espongiforme bovina, conocida como mal de las vacas locas, se ha cobrado su tercera víctima en Castilla y León. Es el cuarto caso que se registra en España.

La mujer murió la segunda quincena del mes de agosto pasado en el Complejo Asistencial de León. Era la madre de una de las víctimas de la misma enfermedad que se conoció en abril, por lo que se convierte en el primer caso de dos afectados por este mal miembros de una misma familia.

El laboratorio de referencia del Hospital de Alcorcón (Madrid) confirmó ayer el nuevo caso. Tanto la Consejería como el Ministerio de Sanidad advierten de que esta nueva muerte se encuentra dentro de lo previsto, tras la aparición de la enfermedad de las vacas locas en los años 90.
Los primeros síntomas de la enfermedad tardan de cinco a diez años en aparecer. Por eso, las administraciones insisten en que no hay riesgo en consumir carne de vacuno. Sanidad destaca la eficacia de los controles epidemiológicos que se llevan a cabo.

Según los médicos del hospital leonés que trataron a la fallecida, de 64 años, esta padecía una enfermedad neurológica sin determinar. La sospecha de que sufriera la afección de la variante humana de la encefalopatía espongiforme bovina -que se transmite por consumo de carne infectada- se produjo al detectar que padecía síntomas muy parecidos a los de su hijo, que murió por esta enfermedad en diciembre de 2007 en el Hospital de Salamanca.

La mujer, casada y con tres hijos, residía desde hace seis años en el municipio de Cuadros, en León. Se supone que la carne infectada la compró hace una década en la capital, donde vivía entonces.