Público
Público

Feijóo recupera a la primera el feudo gallego para el PP

La derecha logra la mayoría absoluta con sus 39 escaños y barre de un plumazo al Gobierno PSOE-BNG.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Tras cuatro años de efímero paréntesis, el PP recuperó ayer, por mayoría absoluta, su feudo gallego. Al primer intento, el líder de los conservadores y candidato a la Presidencia de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, ha logrado barrer de un plumazo la coalición formada en 2005 por los socialistas y el BNG.

Con sus 39 escaños (uno más de los precisos para alcanzar mayoría absoluta y dos más que los obtenidos por el PP en 2005) y el 47,10% de los votos, Feijóo completa una triple carambola: devuelve a su partido el patrimonio de poder amasado por Fraga; empuja al PSdeG de Emilio Pérez Touriño hacia el pedregoso desierto por el que transitó desde 1989 y, por supuesto, insufla al y líder estatal, Mariano Rajoy, aire suficiente para afianzarse frente a sus enemigos, máxime ahora en que se ve asediado por la corrupción.

Anoche, Feijóo agradeció a la sociedad gallega 'todo el caudal de confianza' depositado en él.

La derecha ha triunfado gracias a la recuperación del escaño que hace cuatro años le arrebató el BNG en A Coruña y a uno de los dos que en 2005 había perdido en Pontevedra para beneficio del PSOE.

En la circunscripción de A Coruña, la más importante por número de electores y que alberga la capital política Santiago, el PP aventajó al PSOE en 4,5 puntos. Esa distancia casi se duplicó en la capital coruñesa, donde más de ocho puntos separaron a PP y PSOE.

El aumento de participación favoreció a los conservadores, pero lo ocurrido en A Coruña capital, donde la abstención ni siquiera bajó un punto, se erige en paradigma de cómo el PP ha rentabilizado el desgaste de la coalición gobernante. Otro ejemplo lo constituye Vigo (Pontevedra), la ciudad más poblada y donde el PP ha escalado cuatro puntos.

Con una campaña guiada por el lema formal 'Cabeza y corazón' y que acabó derivando en una visceralidad cosida a insultos, Feijóo ha salido incólume de los escándalos que jalonaron la precampaña y la campaña: de la detención de Pedro Crespo, ex secretario de Organización del PP gallego, a la retirada forzada del cabeza de lista conservador por Ourense, Luis Carrera, que había cobrado 240.000 euros de una cuenta radicada en el paraíso fiscal de las Islas Caimán.

O, también, a la noticia de que el Tribunal de Cuentas investiga al cabeza de lista por A Coruña,Carlos Negreira, por una adjudicación sospechosa a una empresa ahora involucrada en la trama Gürtel.