Público
Público

Fenadismer cree que la euroviñeta duplicará los costes de los transportistas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La patronal del transporte de mercancías por carretera Fenadismer calcula que la aplicación en España de la tasa que grava a los camiones de más de 3,5 toneladas de capacidad (euroviñeta) duplicaría sus costes, que pasarían de los 1.000 euros al mes actuales a 2.000.

Según Fenadismer, esta tasa, que ahora se aplica sólo en algunos estados de la UE, podría extenderse al resto en un plazo de 2 a 3 años, con lo que, en el caso de España, que es un país periférico, sería "fatal" para el transporte, que se vería afectado en su tejido empresarial que da empleo a 500.000 personas.

Para Fenadimser, que agrupa fundamentalmente a transportistas autónomos, hay que tener en cuenta además que los productos que se exportan desde España son de bajo valor añadido, porque "no es lo mismo llevar un kilo de ordenadores que un kilo de naranjas".

La citada asociación teme que la aplicación generalizada de la euroviñeta continúe con la sangría de empresas que ya ha causado la crisis y que ha ocasionado, en su momento más álgido, la pérdida de 1.000 empresas cada mes.

Fenadimser cree que si esto es así, en el momento en el que se inicie la recuperación, el sector español no estará ya en condiciones óptimas de competir y se producirá un encarecimiento del coste del transporte de mercancías.

Un portavoz de esta asociación recordó a EFE que España tiene el coste más bajo de transporte de tonelada/kilómetro de Europa en la actualidad y eso se puede acabar.

Un portavoz de esta asociación dijo a EFE que desde el Ministerio de Fomento se le ha comunicado que la euroviñeta no se aplicará en esta legislatura, pero que eso, añaden, es sólo aplazar el problema.

Actualmente, varios estados de la UE cobran por atravesar sus carreteras una tasa que varía según el tonelaje, los ejes, las distancias a recorrer y los horarios usados, a los camiones de más de 3,5 toneladas, aunque en algunos en algunos países están exentos los vehículos con bajas emisiones denominados euro 4 y euro 5.