Público
Público

La Fiscalía estudia ya el expediente de la RFEF y decidirá en los próximos días

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Fiscalía General Estado ha recibido ya la comunicación de la Real Federación Española de Fútbol (RFEF) sobre el expediente abierto por posible manipulación del resultado del encuentro Las Palmas-Rayo Vallecano, del 13 de junio de 2009, y ha iniciado su estudio para ver si tiene contenido penal.

La decisión de la Fiscalía General del Estado se conocerá en los próximos días, según informó hoy este organismo, que "ha iniciado el análisis de los hechos denunciados con la finalidad de determinar la entidad jurídico-penal de los mismos y, en su caso, la remisión de dicha documentación a la Fiscalía que se considere competente".

La Federación Española de Fútbol trasladó a la Fiscalía la documentación relativa a los hechos, "en la medida en que pudieran ser constitutivos de infracción penal", después de que su Comité de Competición incoara el pasado día 1 expediente disciplinario a los mencionados clubes y a varios futbolistas con licencia para participar en competiciones oficiales nacionales.

La iniciativa del Comité de Competición se produjo después de que la UEFA alertara a la RFEF de "infracciones eventualmente cometidas por deportistas que habían apostado especulando con el resultado de los propios partidos que disputaban y de otros".

La UEFA investiga, desde hace meses, la posible intervención de una trama de mafias de apuestas para manipulación de partidos tras tener certeza de anomalías en encuentros de ligas nacionales y clasificatorios de la Liga de Campeones y de la Liga Europa, en los que están implicados principalmente clubes del Este, aunque también algunos del Oeste y del Sur del continente.

El pasado 25 de noviembre la UEFA desveló que los clubes albaneses Tirana (ALB) y Vllaznia, el letón Dinabur, el esloveno Ljubljana y el húngaro Budapest Honved son los cinco que pueden estar involucrados en la mencionada trama, que investiga junto a la fiscalía de la ciudad alemana de Bochum.