Público
Público

La Fiscalía recurre la absolución de los etarras de la T-4 por el intento de atentado en Azca

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Fiscalía de la Audiencia Nacional va a recurrir ante el Tribunal Supremo la absolución de los etarras Mattin Sarasola, Igor Portu, Mikel San Sebastián -condenados recientemente por el atentado de la T-4 en 2006- del intento de atentado en la zona comercial de Azca de Madrid en 2008.

Así lo ha anunciado hoy el fiscal Pedro Martínez Torrijos a la sección primera de la sala penal de la Audiencia Nacional, después de que ayer este tribunal los absolviera de un delito de conspiración para realizar estragos terroristas, aunque sí los condenó a penas de entre 16 años y 17 años y medio por pertenencia a banda armada y tenencia de armas y explosivos.

El tribunal, presidido por el magistrado Javier Gómez Bermúdez, absolvió también al presunto terrorista Joseba Iturbide de todos los delitos de los que estaba acusado en relación con el intento de atentado de ETA en Azca, si bien el Ministerio Público no ha recurrido esa absolución.

Tras este anuncio de recurso de casación, la sección primera remitirá la causa a la sala segunda del Tribunal Supremo, que deberá estudiar el recurso del fiscal, que, según han informado fuentes jurídicas, se presentará por infracción de ley.

En concreto, la Audiencia Nacional condenó a los tres terroristas de la T-4 a 9 años de prisión a cada uno por pertenencia a ETA y otros 7 años por tenencia de explosivos, e impuso otro año y medio de cárcel a Sarasola y Portu por un delito de tenencia de armas.

Para los magistrados, los acusados, que integraban el "comando Elurra" de ETA no realizaron "más que una labor de información" sobre la zona comercial de Azca, aunque no consta que "existiese una decisión de ejecutar ese hecho" ni que hubiesen "recibido, al menos antes de su detención, la orden de llevarlo a cabo".

Por su parte, Iturbide abandonó ayer por la tarde la prisión madrileña de Valdemoro (Madrid III), una vez que el centro penitenciario recibió el mandamiento de libertad de la Audiencia Nacional.

A pesar de su puesta en libertad, Iturbide tiene al menos otra causa pendiente, ya que el juez Baltasar Garzón le procesó el 18 de diciembre de 2008 en relación con un atentado frustrado con una furgoneta-bomba cargada con más de 500 kilos de explosivos perpetrado en Castellón en agosto de 2007.

Por estos hechos también están procesados San Sebastián, Sarasola y Portu -condenados a 1.040 años de cárcel por el atentado de la T-4 el pasado 21 de mayo-, así como los ex dirigentes de ETA Garikoitz Aspiazu, "Txeroki", y José Antonio Aranibar.