Público
Público

El fotógrafo liberado en Somalia viaja a Etiopía antes de regresar a España

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El fotógrafo español José Cendón, liberado el pasado 4 de enero tras 39 días de secuestro en Somalia, viajó hoy desde Nairobi a Addis Abeba, donde tiene su residencia habitual, antes de regresar a España para visitar a su familia el lunes próximo.

Cendón y su hermana Julia, que se desplazó a Nairobi tras su liberación, han ido hoy a Addis Abeba, "a recoger unas cosas de su casa en Etiopía y, desde allí, viajarán a España, donde tienen previsto llegar el lunes por la noche", dijo a Efe Edith Pérez Amo, representante del fotógrafo.

En España, según Pérez Amo, Cendón tiene previsto ofrecer una rueda de prensa para explicar detalles de su secuestro, y visitará a sus padres y el resto de su familia en Galicia, de donde es originario el fotógrafo.

Cendón dijo a Efe en Nairobi, 24 horas después de su liberación, que seguiría trabajando en África: "Sí, voy a seguir trabajando en la zona, iré para España un par de semanas, pero luego vuelvo al tajo lo antes posible. Si pudiera, volvería mañana, pero dadas las circunstancias, iré primero para España".

En Galicia estará, según explicó, "unos cuantos días para ver a mis padres, para que vean que todavía estoy de una pieza y, cuando se cercioren de eso, pues volveré a mi casa en Addis Abeba".

En Addis Abeba Cendón tiene su domicilio habitual y trabaja regularmente para la agencia francesa AFP, para la que cubre como fotógrafo de prensa zonas peligrosas de África, como Somalia, Sudán o el Congo.

Cendón y el periodista británico Colin Freeman fueron secuestrados por un grupo armado de un clan tribal en la región norteña somalí de Puntlandia el pasado 26 de noviembre, tras haber pasado una semana en la zona mientras realizaban un reportaje sobre los piratas de Somalia, que tienen allí sus refugios.

Su liberación se produjo el pasado 4 de enero, tras unas negociaciones con los secuestradores llevadas a cabo por los gobiernos de Madrid y Londres, las autoridades de Puntlandia, mediadores tribales y el periódico Daily Telegraph, para el que trabajaban Cendón y Freeman cuando fueron secuestrados.

Aunque las autoridades han asegurado que no se pagó ningún recate por la liberación de los dos informadores, una fuente tribal próxima a los secuestradores dijo a Efe que habían recibido 280.000 dólares, aunque otras fuentes somalíes aseguraron que el rescate había ascendido a 800.000 e incluso 1.000.0000 de dólares.