Público
Público

Francia, contenta de volver a casa para jugar contra Lituania

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Francia estará aliviada de poder volver a jugar ante su público en el partido del miércoles contra Lituania después de haber disputado fuera tres de los cuatro flojos clasificatorios para el Mundial de Sudáfrica 2010, señaló el capitán Thierry Henry.

Mientras que los campeones del mundo de 1998 perdieron el primer partido por 3-1 contra Austria y empataron 2-2 con Rumanía, sus principales rivales, España, Inglaterra, Holanda y Alemania parecen dirigirse hacia la clasificación directa para Sudáfrica.

Francia es tercera del Grupo 7 con siete puntos, a cinco de los líderes, Serbia, y a dos de Lituania, a la que podrían superar si el miércoles la ganan, después de haberla batido ya el sábado en Kaunas por 1-0.

"No quiero buscar excusas, pero en esta campaña de clasificación hemos jugado tres de cuatro fuera de casa", declaró Henry en una rueda de prensa después del encuentro en el que el gol de Franck Ribery en el minuto 67 selló el triunfo de los de Raymond Domenech.

"Ahora vamos a tener más partidos en casa, y depende de nosotros intentar coger a Serbia", añadió el delantero barcelonista. "No es una sorpresa que estén arriba. Son una nación futbolística que todavía tiene algunos buenos jugadores".

España, la campeona de Europa, encabeza el Grupo 5 con cinco victorias en el mismo número de partidos.

Inglaterra y Holanda son las otras selecciones que han hecho pleno. Los de Fabio Capello se enfrentan en Londres a los terceros en el Grupo 6, Ucrania, mientras que los Bert Van Marwijk juegan en Ámsterdam contra los cuartos de su grupo, el 9, Macedonia.

Capello anda corto de delanteros, ya que tanto Emile Heskey como Carlton Cole se lesionaron en el amistoso del sábado contra Eslovaquia, que ganaron 4-0 en Wembley.

Por otra parte, Alemania viaja a Cardiff para enfrentarse a Gales con una ventaja de cuatro puntos sobre la segunda del Grupo 4, Rusia. Los rusos tienen un partido más que los de Joachim Löw y juegan contra Liechtenstein en Vaduz.

República Checa, tercera en el Grupo 3, recibe a Eslovaquia en Praga con el objetivo de reducir la diferencia de dos puntos sobre los líderes, Irlanda del Norte, que reciben a Eslovenia en Belfast.