Público
Público

Francia necesita a Henry en forma para brillar en el Mundial

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La selección francesa de fútbol necesita que Thierry Henry recupere su mejor juego tras una serie de reveses si quiere destacar en la Copa del Mundo de Sudáfrica.

Henry, el máximo anotador de la historia de su selección con 51 goles en 118 partidos internacionales, es uno de los atacantes más talentosos de su generación aunque se ha visto desplazado del equipo titular del Barcelona en los últimos meses.

A sus 32 años, el capitán francés está en el ocaso de su carrera y ha sido empleado muy ocasionalmente por el entrenador Pep Guardiola en el Camp Nou, donde Lionel Messi y nuevos talentos como Pedro le han robado el brillo.

Sin embargo, lo que realmente debe olvidar Henry durante el Mundial de Sudáfrica no es tanto su frustrante temporada en el Barcelona sino lo que sucedió en un controvertido partido por el repesca de la eliminatoria ante Irlanda en noviembre.

Henry, que hasta ese día era considerado un jugador correcto, bajó la pelota con la mano en la jugada del gol decisivo que clasificó a Francia al Mundial, desatando una de las mayores polémicas futbolísticas.

El jugador fue arrinconado por las críticas, pero rápidamente recibió el respaldo de su entrenador Raymond Domenech, quien recordó todas las ocasiones en que el capitán había sacado a su equipo de apuros.

"Yo siempre he confiado en los grandes jugadores y Titi (Thierry) es un gran jugador", dijo Domenech a periodistas.

Henry, miembro de la selección gala que se alzó la Copa del Mundo en 1998 y de la escuadra que ganó la Eurocopa dos años más tarde, creció en un suburbio de la capital francesa.

Tras debutar en primera división con el Mónaco bajo el mando de su mentor Arsène Wenger, maduró bajo las órdenes del mismo entrenador con el Arsenal, al cual llegó en 1999 y abandonó en 2007, cuando fue contratado por el Barcelona.

En su paso por el Arsenal, el atacante mostró su brillantez y se convirtió en ídolo del club inglés, anotando 226 goles.

Henry, quien tiene precisión quirúrgica a la hora de definir, es un gran admirador de Messi y reconoce que el jugador argentino pertenece a una casta diferente.

"Si yo tratara de hacer la mitad de las cosas que él hace, me caería", dijo Henry, cuyos padres nacieron en las Antillas Francesas.