Público
Público

Francia y España inauguran su "autopista del mar" entre Nantes y Gijón

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ministro de Fomento, José Blanco, y el secretario de Estado de Transportes francés, Dominique Bussereau, inaugurarán hoy la primera "autopista del mar", un enlace marítimo entre las Nantes y Gijón, que descongestionará carreteras y reducirá el impacto medioambiental del transporte.

Un primer buque, con capacidad para embarcar 150 camiones con cabina, remolques y sus respectivos conductores, realiza actualmente tres rotaciones semanales entre el puerto español y el puerto francés, separados por más de 1.000 kilómetros de carretera.

El aumento progresivo del servicio permitirá realizar hasta siete rotaciones semanales, correspondientes a un objetivo de 100.000 vehículos pesados por año.

Blanco participará junto al secretario de Estado de Transportes francés, Dominique Bussereau, en los actos, que serán por la mañana en Nantes y por la tarde en Gijón.

En Gijón estarán presentes el presidente del Principado de Asturias, Vicente Álvarez Areces; el de Puertos del Estado, Fernando González Laxe; el delegado del Gobierno en Asturias, Antonio Trevín, y la alcaldesa de Gijón, Paz Fernández Felgueroso.

Según Gomento, el objetivo de la autopista del mar, en la que los camiones pueden embarcar y desembarcar directamente, es descongestionar las carreteras transpirenaicas y reducir el impacto medioambiental del transporte de mercancías.

En un comunicado, Fomento recuerda que los estados español y francés apoyaron financieramente la puesta en marcha del servicio intermodal de transporte entre Gijón y Nantes mediante una subvención de 15 millones de euros cada uno, mientras que la Unión Europea aportó 4 millones de euros de ayuda en virtud del programa Marco Polo.

Los puertos de Gijón y de Nantes Saint-Nazaire han llevado a cabo las obras de infraestructuras portuarias necesarias para acoger el nuevo servicio.

El buque Norman Bridge inauguró el pasado día 9 esta nueva travesía continua entre Nantes y Gijón, para la que empleó catorce horas.