Público
Público

Garzón recibe los nombres de 130.000 desaparecidos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón recibió el lunes los nombres de 130.137 personas desaparecidas enEspaña durante la Guerra Civil y el régimen franquista, recopilados durante años por asociaciones de recuperación de la memoria histórica.

La documentación, entregada a Garzón por representantes de unas 20 asociaciones del país, está considerada la relación más exhaustivade víctimas de la represión franquista, y estaba recogida en alrededor de una docena de legajos del grosor de una guía telefónica y un CD,según fuentes judiciales.

La presentación de estos documentos se enmarca en la providencia dictada por Garzón a finales de agosto en la que pedía a distintosorganismos públicos e incluso a la iglesia que le remitieran toda la información que tuvieran sobre los desaparecidos en España a partir del17 de julio de 1936.

Garzón debe determinar aún si es competente en las denuncias presentadas por varias asociaciones y particulares respecto a muertos ydesaparecidos durante la guerra de 1936 a 1939 y los primeros años del régimen de Francisco Franco.

La fiscalía de la Audiencia ya mostró en su día su oposición a esta investigación y pidió el archivo de las denuncias presentadas, alconsiderar que habían prescrito unos delitos a los que en cualquier caso había que aplicar la ley de Amnistía de 1977.

La investigación podría unificar los datos sobre represaliados y recopilar información sobre las fosas comunes desperdigadas por el país,ya que no existe un registro oficial de desaparecidos del franquismo.

"Se cometieron todos los crímenes que se pueden dar contra la humanidad: genocidio, desapariciones forzadas, e incluso crímenes deguerra", dijo el abogado de las asociaciones, Fernando Magán, en declaraciones al periódico El País.

Miembros de las asociaciones de recuperación de la memoria histórica consideran incoherente que la Audiencia Nacional se declarecompetente para investigar atrocidades cometidas en dictaduras latinoamericanas y mire hacia otro lado en lo que se refiere a los crímenescometidos en España.

En cualquier caso, si finalmente Garzón admitiera a trámite las denuncias, habría aún mucho trabajo por delante, ya que las investigacionespreliminares podrían durar unos dos años sólo en papeleo, según fuentes jurídicas.