Público
Público

Gasol fue la estrella y el triunfador del "Supermartes"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Si la política tuvo el Supermartes de las primarias presidenciales estadounidenses, la NBA disfrutó del debut histórico y triunfal del ala-pívot español Pau Gasol con los Lakers de Los Angeles.

Gasol, de 27 años, desde que el pasado viernes se enterase de que dejaba a los Grizzlies de Memphis para ser nuevo jugador de la segunda dinastía más importante de la NBA, ha sido el gran centro de atención que le ha permitido compartir protagonismo con el Super Bowl y el Supermartes.

Dos eventos "sagrados" y muy especiales, tanto en el mundo del deporte como de la política de Estados Unidos, y Gasol con su figura y trayectoria profesional ha sido capaz de ocupar portadas de los periódicos y también espacios importantes en los medios audiovisuales.

A pesar de estar tan sólo a dos días de la gran fiesta deportiva del año en Estados Unidos, como es el Super Bowl, la llegada de Gasol a los Lakers revolucionó por completo a la NBA, porque con su traspaso se había roto el orden establecido de los equipos que aspiran a conseguir el título de liga.

Al margen de haber pillado por sorpresa en la Conferencia Oeste a todos los enemigos de los Lakers como los Suns de Phoenix, Spurs de San Antonio, Mavericks de Dallas y Rockets de Houston, también cundió el pánico ante el "regalo" que había significado su traspaso.

Nadie podía entender cómo un jugador franquicia se pudo ir a los Lakers por un espacio de tope salarial de 11 millones de dólares y dos derechos de selección en la primera ronda del sorteo universitario.

"¡Auténtico robo!", se escuchaba dentro de los círculos próximos a los equipos de la NBA, que al menos 10 de ellos podían haberle ofrecido eso y mucho más a los Grizzlies si hubieran conocido sus intenciones.

Pero las buenas relaciones entre los Lakers y los Grizzlies y supuestamente, el rechazo por parte de los Bulls de Chicago, también candidato al traspaso de Gasol, de no querer aceptar una pequeña diferencia del impuesto de lujo, fue lo que hizo que el premio gordo de la lotería se fuese a los Lakers.

Nada menos que un auténtico jugador franquicia, Novato del Año, All-Star y líder indiscutible de su equipo en todos las categorías, llegaba a los Lakers para unirse a la gran estrella de la NBA, el escolta Kobe Bryant y al entrenador con más títulos en la historia del baloncesto profesional, Phil Jackson.

El marco era el ideal para que Gasol y los nuevos Lakers, de inmediato, se convirtieran en la combinación perfecta que permitió al equipo angelino ascender al grupo de los "máximos" aspirantes al título de liga.

Inclusive ya se iba más lejos y algunos hasta comenzaron a vislumbrar un duelo "clásico" de Lakers contra Celtics de Boston, en las Finales de la NBA.

Mientras todo eso sucedía con los comentarios, análisis y valoraciones de futurología, en la organización de los Lakers recibían a Gasol para que superase sin ningún problema el examen médico.

El mismo sábado, 2 de febrero, la oficina de la liga, en Nueva York, daba la luz verde para que el traspaso quedase oficialmente cerrado y Gasol fuese ya jugador de los Lakers, que de nuevo volvía a compartir protagonismo informativo con el Super Bowl.

Pero los Lakers, con Gasol, no querían perder el "momento" informativo que habían creado a su favor y le hicieron volar a la capital de la nación, Washington, para que la misma mañana, del domingo, 3 de febrero, fecha "sagrada" en el calendario deportivo de Estados Unidos, decidiesen su presentación oficial.

Durante toda la mañana, mientras el país entero se preparaba para la gran fiesta del Super Bowl, que además tenía el rango de histórico porque en juego estaba no sólo un título sino la "perfección" de los Patriotas de Nueva Inglaterra, Gasol les acompañaba como la otra figura deportiva del día.

Los Gigantes de Nueva York dieron la gran sorpresa histórica en el Super Bowl, con un triunfo por 17-14, y el lunes fueron su hazaña fue motivo también de todo tipo de análisis, mientras que Gasol cumplía su cuarto día de haber sido traspasado y su protagonismo informativo no sólo no había desaparecido sino que se incremento.

Jackson, se encargó que así fuese al dar a conocer a todo el mundo las "grandes cualidades y versatilidad" de Gasol y lo "importante" que iba a ser en su sistema de juego, del patentado, ataque en "triángulo".

El entrenador ganador de nueve títulos de liga -seis con los Bulls y tres con los Lakers- también adelantó que el martes iba a darse su debut, si no había una recaída en los dolores de espalda de Gasol.

No la hubo y lo que si se vivió fue un debut triunfal de Gasol, que en el Izod Center de East Rutherford, iba a convertirse en la gran figura de los Lakers con 24 puntos y 12 rebotes, para superar a Bryant, que a pesar de sufrir una dislocación en su dedo meñique de la mano derecha, no mostró ningún tipo de celos y por el contrario fue el primero en alabar su aportación.