Público
Público

La Generalitat aplicará antes de fin de año sus medidas contra la corrupción

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El gobierno catalán ha encargado hoy a las diversas consellerias un paquete de medidas destinado a mejorar la transparencia, la gestión del planeamiento urbanístico y la contratación pública con la finalidad de luchar contra la corrupción, y que se prevé que se apliquen antes de final de año.

Este paquete de medidas ha sido anunciado este mediodía, en la rueda de prensa tras la reunión del ejecutivo catalán, por el conseller de Política Territorial y Obras Públicas, Joaquim Nadal, quien ha precisado que en quince días tendrán que estar ya ultimadas y empezar su tramitación ya sea por vía de decretos ley o de incluirlas en la Ley de Acompañamiento de los Presupuestos.

El objetivo, ha dicho Nadal, es que todas las medidas puedan estar ya aprobadas antes de final de año -entre ellas, figurará un primer conjunto que afecta a su Departamento-, y tienen como finalidad incrementar el control sobre las transacciones con la propiedad del suelo, evitar que las plusvalías generadas por el planeamiento urbanístico no reviertan sólo en los propietarios, y la creación de un registro de convenios urbanísticos.

Además, el gobierno aprobará una modificación de la Ley de la Sindicatura para "reforzar el cumplimiento de la obligación de los ayuntamientos de rendir cuentas" a este organismo fiscalizador, y también se cambiará la Ley de Patronatos y Fundaciones con el objetivo de limitar las aportaciones económicas a los partidos.

Según Nadal, el propósito global del gobierno de la Generalitat es procurar la transparencia, el control democrático y también la lucha contra la corrupción, contra la cual, ha advertido, "será implacable y tendrá tolerancia cero".

Aunque no ha avanzado qué fórmula aplicará la Generalitat para aumentar el control sobre la contratación pública, sí que ha explicado, por lo que respecta a la reforma de la Ley de Patronatos y Fundaciones, que "sería deseable que las entidades que reciben subvenciones no puedan a su vez subvencionar a nadie".

Esto evitaría, por ejemplo, escándalos como el originado al conocerse que la fundación del Palau de la Música otorgó ayudas superiores a los 600.000 euros a la fundación Trias Fargas vinculada a CDC.

Nadal ha admitido que el paquete de medidas anticorrupción que tenían que ser presentadas hoy por el Departamento de Economía, para lo cual ya había sido anunciada la comparecencia en rueda de prensa del conseller Antoni Castells, todavía no están listas, por lo que no se darán a conocer hasta la semana próxima o la siguiente.

El conseller ha explicado que los casos de corrupción, en especial los del Palau de la Música y Pretoria, "han tenido un fuerte impacto en la autoestima del país", si bien ha querido dejar claro que, "una vez aislados, la autoestima del país debe mantenerse".

"La inmensa mayoría de personas y de las instituciones -ha asegurado Nadal- pueden ir con la cabeza bien alta, porque no tienen nada que esconder, y porque los procesos urbanísticos llevados a cabo han sido impecables".

Ha afirmado, en este punto, que él "pondría la mano en el fuego" sobre la integridad de esta mayoría de personas e instituciones vinculadas con la contratación pública, ya que "tenemos un ordenamiento legal extremadamente garantista y quienes lo vulneran lo que hacen es delinquir, y por supuesto la delincuencia hay que perseguirla, pero los casos que nos ocupan son más la excepción que confirma la regla que no la norma".

Nadal ha reconocido, sin embargo, que "hace falta la regeneración de la vida política, pero hay que ir mas allá de los discursos genéricos, y aprobar medidas concretas como las anunciadas hoy".