Público
Público

'Gesto por la Paz' decide su disolución tras 28 años de trabajo por los derechos humanos

El Gobierno vasco y los partidos vascos agradecen la "voz valiente" de la organización y la labor desarrollada frente al terrorismo de ETA. 

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La coordinadora Gesto por la Paz ha decidido hoy por 'amplio consenso' de sus integrantes la disolución de la organización en el actual escenario de ausencia de violencia terrorista en Euskadi y tras 28 años de trabajo por la paz y la defensa de los derechos humanos.

Representantes de la coordinadora han dado a conocer la decisión en el transcurso de la XXV Asamblea general extraordinaria que la organización ha celebrado en Bilbao y han anunciado que el próximo día 1 de junio Gesto por la Paz celebrará un acto público 'de despedida' en la capital vizcaína, del que dará detalles en posteriores fechas. La decisión de disolver la coordinadora ha sido adoptada por el 97 % de los votos de los participantes en la asamblea, sin ningún voto en contra.

En un comunicado leído en euskera y castellano ante los periodistas y recibido con aplausos por los asistentes, los representantes de Gesto por la Paz han señalado que 'afortunadamente' hoy se pueden plantear 'el cierre' de la organización porque se ha alcanzado el 'objetivo último' del fin de la violencia de ETA, tras el anuncio de la organización terrorista en 2011 de cesar su actividad armada. En castellano, la miembro de la coordinadora Itziar Aspuru ha puesto de manifiesto que uno de los factores que ha contribuido a ello ha sido la concienciación y la movilización de la sociedad para mostrar su rechazo a ETA.

Ha señalado, sin embargo, que aún quedan 'importantes tareas' por hacer, aunque ha indicado que la coordinadora ya ha realizado su contribución fundamental: 'Concienciar -ha dicho- y facilitar un medio de expresión colectiva frente a la violencia específica generada en Euskal Herria'. Entre las tareas pendientes, ha citado la desaparición definitiva de ETA 'sin ningún tipo de contrapartida', el reconocimiento de 'todas las víctimas' generadas por la violencia y la aplicación una política penitenciaria que 'humanice' el tratamiento a los presos.

A su juicio, la izquierda abertzale 'es quien tiene mayor capacidad de influencia y, por tanto, mayor responsabilidad para que esto sea así'.

La coordinadora también reclama que se reconozca a 'todas las víctimas generadas por ETA, GAL, otros grupos terroristas y la violencia ilegítima de las Fuerzas de Seguridad en su lucha antiterrorista'.La coordinadora también considera que la política penitenciaria debe facilitar los procesos individuales de reinserción 'que partan del reconocimiento crítico del daño causado'. En su opinión, debe darse 'una aplicación normalizada' de la legislación vigente y se debe 'humanizar' el tratamiento a los presos.

Gesto por la Paz ha hecho un reconocimiento 'especial' a las víctimas y ha recordado que más de 800 personas han sido asesinadas por el terrorismo y son 'miles las que tienen señaladas en su cuerpo las pruebas del dolor y la intransigencia'. 'Durante muchos años -ha lamentado- fueron invisibles a nuestros insensibles ojos'.

Gesto por la Paz también ha reconocido la actuación de las personas amenazadas por 'la barbarie terrorista' (políticos, jueces, periodistas, empresarios, fuerzas policiales..., ha recordado) al considerar que su esfuerzo ha servido 'para poder sobrevivir como sociedad y no sucumbir ante la estrategia totalitaria'. Para proceder a su disolución, la coordinadora ha constituido una 'comisión liquidadora' en su seno, que se encargará de su 'cierre técnico' y de gestionar el legado material de la organización.

El responsable de la Secretaría de Paz y Convivencia del Gobierno vasco, Jonan Fernández, ha agradecido la aportación de Gesto por la Paz 'a la sociedad vasca' a lo largo de su trayectoria y se ha mostrado convencido de que 'la realidad actual, la conciencia social frente a la violencia o la solidaridad con las víctimas no se podrían entender' sin la 'decisiva' aportación del colectivo. En declaraciones a Europa Press, Fernández ha expresado el 'reconocimiento y agradecimiento' del Gobierno vasco al colectivo pacifista, 'por su aportación a la sociedad vasca a lo largo de los últimos 28 años'.

El responsable de la Secretaría de Paz y Convivencia del Ejecutivo autónomo ha hecho extensivo su agradecimiento a 'todas las personas que han hecho posible esta expresión pacifista y sus innumerables movilizaciones por la paz, contra la violencia de ETA y por los derechos humanos'.

A su juicio, 'la realidad actual' vasca, 'la conciencia social frente a la violencia o la solidaridad con las víctimas no se podrían entender sin la decisiva contribución de organizaciones sociales', entre las que Gesto por la Paz 'ocupa un lugar especialmente destacado'.

Los dirigentes del PNV, PSE-EE y PP han agradecido la labor y 'la voz valiente' en defensa de los derechos humanos de la coordinadora Gesto por la Paz, que hoy trata el posible fin de su andadura, mientras que el miembro de EH Bildu Oskar Matute ha mostrado su 'respeto' por el trabajo que ha hecho. En una tertulia política en Radio Euskadi, el portavoz del PNV en el Parlamento Vasco, Joseba Egibar, ha valorado el 'importante' recorrido de Gesto por la Paz en defensa de los derechos humanos de los ciudadanos vascos y ha reconocido que la organización pacifista 'en condiciones muy adversas políticamente, ha sabido aguantar el tipo'.

El portavoz del PSE-EE en el Parlamento Vasco, José Antonio Pastor, ha considerado que se debe mostrar 'un inmenso agradecimiento' a la labor desarrollada por Gesto por la Paz frente al terrorismo. Según ha argumentado, esta organización empezó a movilizarse 'cuando había mucho miedo en la sociedad vasca y sirvió de aldabonazo a muchas conciencias para mover a una sociedad que desgraciadamente estuvo dormida, temerosa y amedrentada por la violencia. Gesto por la Paz -ha añadido- fue esa voz valiente que nos ayudó a todos a salir a la calle a denunciarlo'.

Desde el PP vasco, la parlamentaria Laura Garrido ha agradecido también el trabajo de Gesto por la Paz y ha señalado que su labor y la de otras plataformas sociales ha servido para 'remover conciencias' ante el terrorismo de ETA.

Por su parte, el representante de EH Bildu Oskar Matute ha mostrado su respeto por el trabajo realizado por la organización pacifista y, tras recordar que ésta se ha caracterizado por denunciar 'las actuaciones violentas de ETA', ha señalado que si Gesto por la Paz ha decidido que 'ha llegado el tiempo de disolverse, probablemente quede poco espacio para el argumento empleado de que ETA sigue siendo una amenaza'.