Público
Público

El Gobierno cubano ofrece a la familia de Zapata y a otros disidentes abandonar el país

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Varios ex presos políticos y opositores cubanos, incluida la familia del fallecido Orlando Zapata Tamayo, recibieron en los últimos días el ofrecimiento del Gobierno de la isla de abandonar definitivamente el país, según informaron hoy fuentes de la disidencia interna.

El Arzobispado de La Habana trasmitió este jueves a Reina Luisa Tamayo, la madre de Orlando Zapata, la comunicación de las autoridades de que permitirían que toda su familia saliera del país, según dijo a Efe la portavoz de las Damas de Blanco, Berta Soler.

Orlando Zapata Tamayo murió el 23 de febrero pasado en un hospital de La Habana tras realizar una huelga de hambre de 85 días para pedir que se le tratara como "prisionero de conciencia" y la libertad de los presos políticos.

Según explicó Soler, Reina Luisa Tamayo respondió a la propuesta que no tiene inconveniente en que se vayan sus hijos pero ella no dejará Cuba hasta que no pueda llevarse consigo los restos de Orlando.

Otros disidentes, como el economista Oscar Espinosa Chepe, excarcelado con licencia extra-penal en 2004 por problemas de salud, y su esposa, la periodista independiente Miriam Leiva, también recibieron un ofrecimiento similar, pero en su caso directamente de las autoridades de inmigración de la isla.

Espinosa Chepe y Leiva informaron en una nota de prensa que acudieron este jueves a una entrevista, en la que un funcionario de Inmigración les planteó que se les "otorgaría permiso de salida permanente de Cuba".

"Respondí que no deseaba salir definitivamente de mi patria, sino que deseaba poder realizar salidas temporales, o sea poder salir al exterior y tener garantía de poder regresar a Cuba. Mi esposa Miriam Leiva planteó igual decisión", refirió Espinosa Chepe, integrante del grupo de los 75 disidentes encarcelados en la primavera de 2003.

También habrían recibido la oferta otros excarcelados del Grupo de los 75 con licencia extra-penal como Margarito Broche, Jorge Olivera, Carmelo Díaz y Roberto de Miranda, según dijo a Efe el activista Elizardo Sánchez, de la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN).

Estos ofrecimientos se producen en un momento marcado por la excarcelación de presos políticos condicionada a que abandonen la isla inmediatamente después de salir de prisión, como los 39 del Grupo de los 75 que ya viajaron a España.

Además, el Gobierno de Raúl Castro ha anunciado, a través de la Iglesia católica, la próxima excarcelación y viaje de tres presos que no forman parte del compromiso inicial de liberar a los 52 que quedaban en prisión del colectivo de los 75.

Este anuncio ha sido interpretado como la intención del Gobierno de ampliar las excarcelaciones de opositores presos siempre con la condición de que abandonen el país.

Hace unos días, el cardenal cubano Jaime Ortega, principal interlocutor del Gobierno en este proceso, afirmó que se estaban analizando nuevos listados para proponer más liberaciones.

De hecho, las Damas de Blanco presentaron esta semana a la Iglesia católica un listado de 113 nombres de presos para los que piden su liberación.

Laura Pollán, líder del grupo femenino, explicó hoy a Efe que en este listado están incluidos los doce presos del Grupo de los 75 que aún están en la cárcel y que no aceptan la condición de irse de Cuba.

Las Damas de Blanco piden que se libere sin condiciones a esos doce prisioneros y que se indulte a los nueve miembros del Grupo de los 75 que salieron de la cárcel con licencia extra-penal por motivos de salud pero cuyas condenas siguen vigentes.