Público
Público

El Gobierno dice que los inmigrantes "sólo se estaban aproximando"

La violencia de un grupo de 80 personas que intentaban cruzar hacia Melilla el día de Año Nuevo "obligó a los agentes a disparar para rechazar esta tentativa"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Esta es la versión de la agencia oficial marroquí. Sin embargo, en España, la Delegación del Gobierno en Melilla niega que se hubiera tratado de un intento masivo de entrada: 'Hubo sólo una aproximación a la frontera y las fuerzas de seguridad marroquíes impidieron que avanzaran hacia la valla, a cuatro o cinco kilómetros', afirman fuentes de la delegación, que lamentan la muerte del inmigrantesubsahariano, pero eluden valorar los hechos por haberse producido fuera de territorio español.

El día de Año Nuevo, como en otras fechas clave, la frontera entre Marruecos y Melilla estaba reforzada por un helicóptero: 'Sabemos que los inmigrantes aprovechan estos días para entrar, porque piensan que hay más relajación, como ocurrió cuando se jugaba la final de la Eurocopa', añaden. No obstante, en este caso, la Delegación del Gobierno desconoce qué ocurrió exactamente: 'No sabemos si ha sido una bala perdida de los agentes, ni de qué ha muerto el inmigrante'.

efecto llamada

El PP solicitó la comparecencia en el Congreso del ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, para que informe de los incidentes y explique qué medidas tomará para que este tipo de tragedias no vuelva a repetirse. 'No puede ser' que el Gobierno no haya llegado a un acuerdo con Marruecos para establecer un protocolo de actuaciones 'proporcionadas', afirma el portavoz de Inmigración del PP, Rafael Hernando, en un comunicado.

El diputado conservador destaca la 'desidia' del Ejecutivo para reconstruir la valla de Melilla, derrumbada por el temporal hace dos meses, y asegura que 'sigue la presión' en la frontera por el efecto llamada de la política del Gobierno.

Las ONG realizan un balance pésimo en inmigración del año que acaba de concluir. Andalucía Acoge, por ejemplo, destaca la coincidencia del giro en política migratoria del Gobierno con la entrada del ministro Celestino Corbacho. 'Es lamentable que desde el PSOE se apueste por una política más cercana al PP. La reforma de la Ley de Extranjería es muy restrictiva: la ampliación del internamiento, por ejemplo, no sirve de nada, y el propio Rubalcaba admite que muchos centros no reúnen las condiciones mínimas', afirma José Miguel Morales. El balance de Amnistía Internacional también es demoledor.