Publicado: 13.04.2014 11:45 |Actualizado: 13.04.2014 11:45

El Gobierno negocia la compra de un 3% de la aceitera Deoleo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La empresa pública SEPI, que agrupa las participaciones estatales en diversas entidades y que depende del Ministerio de Hacienda, mantiene negociaciones avanzadas para comprar un 3% de la aceitera Deoleo en manos de Ebro, según informa La Vanguardia. Esta participación daría al Estado un miembro en el consejo de administración de Deoleo.

El viernes, el todavía ministro español de Agricultura, Miguel Arias Cañete, dijo que el Estado español "estará presente" en el accionariado de Deoleo (compañía dueña de marcas como Carbonell, Koipe u Hojiblanca), aunque no especificó  en qué porcentaje entrará la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI). Días antes, el titular de Hacienda, Cristóbal Montoro, había subrayado en interés del Gobierno por tener una participación en la empresa, que produce una quinta parte del aceite de oliva que se vende en el mundo.

El jueves, el consejo de Deoleo aceptó la oferta de compra presentada por el fondo británico CVC , que se hará con un 29,99% de la compañía mediante una combinación de compra de títulos a algunos accionistas (principalmente, a Bankia y Banco Mare Nostrum, que tienen un 16,5% y un 4,8% respectivamente) y una ampliación de capital de hasta 100 millones de euros con exclusión del derecho de suscripción preferente. La oferta de CVC, que valora la compañía aceitera en 439 millones, también contempla una reestructuración de la deuda, que asciende a unos 506 millones.

Luego, el fondo lanzará una opa por la totalidad de la compañía, a un precio de 0,38 euros por título. Con estas operaciones, el fondo CVC confía en poder alcanzar un 50% del accionariado o más y que la opa se lleve a cabo con rapidez, en la semana posterior a Semana Santa.

Arias Cañete subrayó que en la compañía habrá un "núcleo español" en la empresa, al quedarse en su accionariado las entidades Unicaja, CaixaBank y KutxaBank (que suman alrededor de un 20%), al que presumiblemente se unirá la SEPI.

Queda por conocer qué hará otro de los socios españoles, la cooperativa Dcoop, que tiene casi un 10%, que ha criticado que el consejo de administración de Deoleo haya recomendado la oferta de CVC y que Bankia y BMN la hayan aceptado sin tener en cuenta una propuesta alternativa "que permitía una viabilidad a futuro con una empresa basada en capital español" y se plantea vender su participación.