Público
Público

El Gobierno se prepara para un secuestro largo

La evolución del caso refuerza la tesis de la autoría de Al Qaeda

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un secuestro largo, con traslados de las víctimas de un escondite a otro y una tensa negociación de tipo económico, en el mejor de los casos. Esta es la previsión con la que trabaja el Gobierno una vez recibidos los primeros informes de los expertos en terrorismo islamista.

El ministro de Asuntos Exteriores y Cooperación, Miguel Ángel Moratinos, confirmó ayer que ningún grupo ha reivindicado aún el secuestro de los tres cooperantes españoles el domingo en Mauritania. Desde que saltó la noticia, la previsión de los Servicios de Información fue que el comunicado de reivindicación se retrasaría días, incluso semanas. Daban por casi segura la tesis que aún mantienen de que detrás del rapto está Al Qaeda para el Magreb Islámico, sin descartar que fueran touregs los autores materiales del mismo. Éstos habrían actuado por encargo o por iniciativa propia, pero siempre para entregar a los tres cooperantes a AQMI, a cambio de dinero.

Los expertos consultados constatan la 'hegemonía' de la banda en la zona del Sahel. A diferencia de los grupos de bandidos, AQMI cuenta con la infraestructura necesaria para trasladar a los españoles y esconderlos en refugios a salvo del espionaje electrónico.

El Ejecutivo espera resultados de los movimientos efectuados por el CNI

El Ejecutivo espera resultados de los movimientos efectuados por el CNI y el resto de Servicios de Inteligencia implicados, la CIA estadounidense y la Dirección General de Seguridad Exterior francesa, para conocer la verdadera autoría del secuestro y la exigencias que plantean. El otro punto de inflexión en la tensa espera sería la llegada del comunicado de reivindicación, a través de una estrategia 'viral' en Internet. De la productora Al Andalus de AQMI, pasaría a las páginas web habituales de los radicales, de ahí a los blogs de los lectores de esos sitios y, en un último paso, a las agencias de prensa internacionales.

Por su parte, Moratinos insistió en que el Gobierno sólo trasladará aquella información que considere 'relevante' para la opinión pública, pero no comentará 'día a día cada noticia, cada especulación, cada hipótesis de cómo evoluciona la situación'. Los dos comités de seguimiento, el político y el de carácter técnico, volvieron a mantener ayer sendas reuniones.

Los cerca de 40 cooperantes que trabajan en Mauritania han sido reagrupados por sus ONG en la capital del país, Nouakchott. Estas organizaciones se reunieron ayer con la secretaria de Estado de Cooperación Internacional, Soraya Rodríguez, quien les puso al día de la situación tras el secuestro del domingo, informaron fuentes conocedoras del encuentro. Desde Barcelona, Acciò Solidaria trasladó que las familias de los tres cooperantes están “muy agradecidas” con la atención que les está prestando el Ejecutivo. Dos funcionarios de Exteriores han viajado a Nouakchott para coordinar la información.