Público
Público

El Gobierno prevé una cumbre en Sevilla en 2010 para estudiar el futuro de UE

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Ejecutivo prevé celebrar un Consejo Europeo informal en Sevilla el próximo mes de febrero para que el ex presidente del Gobierno Felipe González pueda presentar a los veintisiete líderes comunitarios el informe preparado por el Grupo de reflexión sobre el futuro de la UE.

Ésta es una de las principales citas que se celebrarán en España durante el primer semestre de 2010, la Presidencia de turno de la UE, ya que las dos reuniones oficiales del Consejo Europeo tendrán lugar como es habitual en Bruselas en marzo y en junio.

Según el programa provisional de eventos diseñado por el Gobierno, al que ha tenido acceso Efe, el Consejo de Sevilla será de carácter informal y en él González podría presentar a los jefes de Estado y de Gobierno el informe del Grupo de reflexión que lidera.

González recibió el encargo de encabezar este grupo, compuesto por nueve personalidades europeas, en diciembre de 2007.

Su objetivo es identificar y proponer respuestas a los retos que la UE afrontará en las próximas décadas en áreas como el modelo económico y social, el Estado de Derecho, el medio ambiente, la estabilidad global, la inmigración, la energía, el cambio climático, el crimen organizado o el terrorismo.

La reunión de Sevilla será la principal cita junto con la cumbre UE-América Latina y el Caribe, que se celebrará en mayo en Madrid; y la reunión con Estados Unidos, también en la capital y en la que se espera a Barack Obama.

Barcelona ha sido elegida además para albergar en junio la II Cumbre de la Unión por el Mediterráneo.

También están programadas las cumbres UE-Centroamérica (en febrero en Madrid); UE-Marruecos (marzo, Granada); UE-Afganistán (abril, Madrid); UE-México (mayo, Santander) y UE-Egipto (junio, Barcelona).

Fuera de España, durante el semestre, se celebrarán otras cumbres europeas, pero como corresponde por turno tendrán lugar en Canadá, Japón y Rusia.

En España se celebrarán también consejos informales de ministros de los Veintisiete, ya que la reuniones formales se mantendrán en Bruselas y Luxemburgo.

En enero se reunirán los titulares de Justicia e Interior en Toledo; de Energía y Medio Ambiente en Sevilla, y de Empleo en Barcelona.

Los ministros de Defensa se encontrarán en Palma de Mallorca en febrero, el mismo mes en el que los responsables de Competitividad se citarán en San Sebastián, y los de Transportes en A Coruña.

En marzo tendrán lugar las reuniones informales de los ministros de Exteriores en Córdoba, de Cultura en Barcelona, de Igualdad en Valencia, y de Política Territorial en Málaga; en abril se reunirán los titulares de Economía y Finanzas, de Sanidad y de Educación en Madrid; y los responsables de Agricultura se encontrarán en mayo en Mérida.

Aparte de estos consejos informales, habrá numerosos eventos con participación ministerial, que se centrarán en asuntos como la pesca (Vigo), las telecomunicaciones (Granada), la inmigración (Zaragoza), la discapacidad (La Rioja) o las regiones ultraperiféricas (Las Palmas).

El presupuesto con el que cuenta el Gobierno para la Presidencia española de la UE ronda los 90 millones de euros.

Según el proyecto de ley de las cuentas del Estado para 2010, la mayor partida corresponde al Ministerio de la Presidencia (55 millones), aunque el de Interior dispondrá de 19 millones, fundamentalmente para garantizar la seguridad; y el Ministerio de Exteriores contará con 15,9.

A esos 90 millones hay que añadir además pequeñas cantidades que cada ministerio destinará a cubrir las reuniones de menor nivel que organicen durante el semestre.

El Gobierno ha intentado que durante el semestre la Presidencia sea visible en todas las Comunidades Autónomas, por lo que ha repartido actos y reuniones entre todas las regiones.

Sólo Navarra, Ceuta y Melilla quedan sin encuentros de relevancia, aunque el calendario provisional contiene eventos que todavía no tienen sede asignada.