Público
Público

El Gobierno respeta y comparte la decisión de Garzón de suspender ANV y PCTV

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La vicepresidenta primera del Gobierno, María Teresa Fernández de la Vega, ha asegurado hoy que respeta y comparte la decisión del juez Baltasar Garzón de suspender por tres años las actividades de Acción Nacionalista Vasca (ANV) y del Partido Comunista de las Tierras Vascas (EHAK-PCTV).

En la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, De la Vega ha explicado que el juez de la Audiencia Nacional "ha sido muy claro" en sus autos y ha asegurado que ni ANV ni EHAK-PCTV "van a poder percibir absolutamente ninguna subvención pública".

La suspensión de actividades de estas formaciones -ha indicado la vicepresidenta- no impide que sus integrantes puedan seguir en sus escaños, aunque solo tendrán grupo en el ámbito del propio Parlamento.

"Se les impide actuar como grupo fuera de la institución parlamentaria y se les impide utilizar medios y locales públicos", ha recalcado De la Vega, quien ha agregado que, según los autos, ANV y EHAK-PCTV no podrán presentar candidaturas, lo que quiere decir que las Juntas Electorales no podrán proclamarlas el próximo día 11 y por lo tanto no será necesario impugnarlas.

Además, ha explicado, el juez ha ordenado el cierre de sus locales, que se suspendan todas las ayudas y subvenciones y el bloqueo de todas sus cuentas, por lo que no van a percibir ninguna subvención pública.

De la Vega también ha sido preguntada por las últimas declaraciones del portavoz del PNV en el Parlamento Vasco, Joseba Egibar, quien ha asegurado que el Gobierno y ETA, en un habitación, y el PSOE y Batasuna, en otra, mantuvieron reuniones en la misma casa poco antes de las últimas elecciones municipales y autonómicas.

La vicepresidenta ha rechazado comentar sus palabras y se ha limitado a defender una vez más la actuación del Gobierno durante el proceso de diálogo con ETA: hubo un proceso en el que se intentó buscar un fin dialogado de la violencia, que ETA rompió con el atentado de la T-4 de Barajas.

A partir de entonces "se acabó", no hay ninguna expectativa, ni ningún escenario de diálogo, ha recalcado tras insistir en la "transparencia" con la que actuó el Gobierno. EFE