Público
Público

El Gobierno vasco modifica la enseñanza sobre el euskera

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Gobierno de Patxi López presentó el lunes los tres decretos por los que se modifica el currículo para la educación infantil, básica y el bachillerato elaborado por el anterior Ejecutivo que presidía Juan José Ibarretxe, en los que se elimina "cualquier atisbo de adoctrinamiento nacionalista".

Los nuevos decretos establecen la igualdad normativa entre el euskera y el castellano, eximen de la enseñanza del euskera a los estudiantes de fuera de la comunidad autónoma vasca, eliminan de los libros de textos el término Euskal Herria en su acepción política y fomentan en las aulas la empatía hacia las víctimas del terrorismo.

La consejera de Educación del Gobierno vasco, Isabel Celaá, presentó hoy los tres decretos que regulan los objetivos, contenidos y criterios de evaluación desde los niveles de Educación Infantil hasta el Bachillerato y que serán de aplicación en el próximo curso escolar después de su aprobación en el Consejo de Gobierno en un plazo aproximado de dos meses tras su debate.

Entre las modificaciones al currículo escolar vasco, la consejera destacó aquellas que tienen como objetivo evitar "la tentación de hacer de la escuela un instrumento de adoctrinamiento nacionalista y no de inclusión dentro del pluralismo".

Desaparece, por lo tanto, de los libros de texto el término "Euskal Herria", en su acepción política, que se sustituye por "Euskadi", aunque se mantiene en el ámbito cultural y lingüístico.

Mientras los anteriores decretos del Gobierno Ibarretxe presentaban al euskera como lengua vehicular o principal, los presentados por Celaá igualan el estatus de las dos lenguas cooficiales, el castellano y el euskera,

Según la consejera, el currículo elaborado por el Departamento anterior al "afirmar, como hacía, que el euskera será la principal lengua vehicular en el ámbito escolar, desalojaba del consenso a todos aquellos que tienen y sienten el castellano como lengua principal, un 80% de la población vasca".

Por este motivo considera que la modificación supone "un avance impresionante, que una no esté por debajo de la otra". Además, el departamento de Celaá recupera las exenciones del estudio del euskera para los alumnos de fuera de la Comunidad Autónoma Vasca, y establece que cada caso será estudiado de manera individual.

También se incluyen modificaciones en el capítulo referente a la Educación para la Ciudadanía y los Derechos Humanos de manera que los libros de texto recogerán "claramente, el rechazo a la violencia", y estimulararán "la empatía" hacía las víctimas del terrorismo.