Público
Público

Gómez promete integración

Elogia a Jiménez como "rival formidable" y llama a la unidad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'Va a ganar quien se lo merezca, es lo justo y mi partido siempre apuesta por la justicia', decía el secretario general del PSM, Tomás Gómez, a dos días de la votación definitiva de las primarias. Anoche, entre gritos de '¡Presidente, presidente!' y cánticos de '¡A por ellos!', comprobó que para la mayoría de los 18.136 militantes socialistas de Madrid, él era quien lo merecía. El 51,7% de los afiliados optó por el proyecto político de 'trabajo y esfuerzo' que, según ha repetido durante la campaña, empezó a diseñar hace tres años.

Gómez se ha impuesto a Trinidad Jiménez gracias a la importante ventaja en votos obtenida en Parla, la localidad de la que fue alcalde, y en Alcorcón, donde el regidor es Enrique Cascallana, uno de los principales apoyos que ha tenido el líder del PSM en las elecciones primarias. En estos municipios obtuvo en total una ventaja de más de 500 votos sobre Jiménez.

En Alcorcón y Parla logró una ventaja total de más de 500 votos

Gómez dedicó a su rival las primeras palabras, una vez finalizado el escrutinio y recibidas las primeras felicitaciones. Entre ellas, la del secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, que apoyaba la candidatura de su rival. Y la de quien será su rival en las autonómicas: Esperanza Aguirre.

El recién elegido candidato del PSM a la Comunidad de Madrid quiso trasladar a Jiménez su afecto y reconocimiento como persona, compañera y política. 'Ha sido una rival formidable', dijo. Para los seguidores de la ministra tuvo pala- bras de aliento: 'Su ilusión y esperanzas no quedarán huérfanas'. Y avisó a todos los socialistas: 'Desde las ocho de la tarde estamos todos juntos. Somos un mismo equipo'. Un mensaje integrador en el que, sin embargo, no hubo referencia alguna al líder del PSOE.

El dirigente socialista José Andrés Torres Mora, que ha apoyado la candidatura de Gómez desde el principio, subrayó el mensaje de unidad: 'Hoy (por ayer) sólo hay un perdedor, que es Esperanza Aguirre'. Sabe, por experiencia, que ganar unas elecciones primarias es difícil, aunque a veces 'ocurren milagros'. Ante la lectura que hacen los críticos de lo que supondría la victoria de Gómez, que debilitaría a Zapatero y abriría el debate del postzapaterismo, Torres Mora es contundente: 'El argumento de que una elección democrática en el PSOE debilita a Zapatero es un argumento de derechas, lo diga la derecha o quien sea'.

'Desde las ocho de la tarde estamos todos juntos; somos un mismo equipo'

'Como candidato con la vista puesta en ganar el 22 de mayo, su prioridad será la unificación del partido de manera inmediata', aseguran en su equipo. Esta tarea, señalan los afines al secretario general del PSM, es 'una necesidad objetiva' para conquistar la Comunidad de Madrid. Y práctica no le falta. Durante la campaña, el líder del PSM apeló a su biografía y su historia: 'En mi ciudad, fui candidato en otras primarias y la aspirante fue mi teniente de alcalde; José Cepeda fue aspirante a la secretaría general', y ahora es uno de sus hombres de confianza. Por otro lado, explica un diputado socialista, 'con este resultado y la fuerza orgánica de Gómez, cuyo liderazgo es indiscutible, este gestionará su victoria sin hipotecas'.

Con estos antecedentes, el equipo de Gómez tiene claro que se producirá 'la oferta a Trinidad Jiménez para que vaya de número dos'. Sin embargo, dudan de la respuesta de la ministra. 'No creo que ella lo acepte', señalaba ayer uno de los militantes próximos al ex alcalde de Parla.

Los seguidores del ganador avisan de su fidelidad a Zapatero

El ex alcalde de Parla no dio el paso atrás que le pedían los pesos pesados de la dirección federal del PSOE y aguantó el pulso ante Zapatero. Y los militantes se lo recompensaron ayer.

Desde que el pasado 7 de agosto, Gómez confirmó ante el presidente su intención de disputar la candidatura, el líder del PSM ha seguido una 'tendencia al alza', apunta la portavoz parlamentaria, Maru Menéndez. Para la número tres de la formación regional, el momento clave fue la presentación de la candidatura de Gómez en la sede de UGT de Madrid el 5 de septiembre: 'Marcó claramente las líneas del proyecto político que representaba Tomás Gómez y la implicación de la militancia'. Más de 2.300 asistentes abarrotaron la casa sindical y el secretario general estuvo arropado por socialistas como Gregorio Peces Barba, Virgilio Zapatero, Matilde Fernández, Juan Barranco, y Amparo Valcarce.

'La única perdedora es Esperanza Aguirre', subraya el equipo de Gómez

Con este arranque, señalan en el entorno del ex alcalde de Parla, 'Gómez fue como una flecha'. Pero no sólo frente a su rival en las primarias, sino 'frente a Esperanza Aguirre', subrayan los seguidores del líder regional. Días antes de que se cerrase el plazo para recoger los avales imprescindibles para optar las primarias, el todavía aspirante hizo una demostración de fuerza anunciando que contaba con 6.000 firmas de los afiliados socialistas de Madrid.

Finalmente, Gómez contabilizó, una vez revisadas las firmas por la comisión federal de garantías, 6.525 avales; obtuvo el 53,6% de los apoyos válidos y sólo superó en 745 avales a la ministra de Sanidad. Para el portavoz de la plataforma de apoyo a Tomás Gómez, Eusebio González, 'lo que pretendían las encuestas no se ha logrado porque el grado de conocimiento y de popularidad de Tomás ha ido creciendo exponencialmente'. Hasta la victoria de ayer.

Y eso que 'no ha sido fácil tener a parte del aparato federal en frente', reconocen en el equipo de Gómez. Las tensiones generadas por la decisión de concurrir a las primarias y apartarse de la carrera por ser el número uno en la comunidad ha tenido un precio. El líder del PSM recibió las críticas de pesos pesados del PSOE como el ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, que le tildó de 'rémora' para el partido, por ejemplo. 'Hemos tenido que explicar mucho que el apoyo más importante era el de la militancia de bases' no el de la dirección.