Público
Público

La gran distribución se engancha a la Red

Zara estrena su tienda en Internet y El Corte Inglés lanzará este mes un nuevo portal de marcas de lujo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El comercio electrónico en España marcará este juecves un hito con el estreno de la venta online de Zara, el formato más emblemático de Inditex, el primer grupo textil del mundo. La empresa que preside Amancio Ortega empezará a vender todos los productos de Zara en seis países (España, Alemania, Francia, Italia, Portugal y Reino Unido), un paso que su vicepresidente y primer ejecutivo, Pablo Isla, considera estratégico y que, según analistas consultados por Bloomberg, podría incrementar las ventas del grupo un 4% en los próximos cuatro años.

Los productos estarán al mismo precio que en las tiendas físicas y podrán recogerse en los establecimientos de Zara o recibirlos en casa en un plazo de dos a tres días, previo pago de 3,95 euros (5,95 euros, si se quiere recibir el envío en menos de 48 horas, cifra que en Canarias se eleva a 9,95 euros). La cadena textil se une así a Zara Home, que vende sus productos en la web desde 2007. El grupo pretende extender la venta online a todas sus cadenas progresivamente, aunque no se ha marcado ningún plazo para ello.

La web de Zara podría impulsar un 4% las ventas de Inditex en 4 años

Zara llega a la Red algo más tarde que sus rivales, aunque a Isla no parece preocuparle. Siempre ha dicho que el momento actual era el idóneo para hacerlo. El segundo grupo textil europeo, la sueca H&M, vende en varios países por Internet desde 2006 y Gap (estadounidense) comenzó a hacerlo en Reino Unido la semana pasada.

La de Zara no es la única novedad a corto plazo. El Corte Inglés, pionero del comercio electrónico en España, estrena este mes un área especial de marcas de lujo dentro de su página, según anunció en la junta de accionistas del pasado domingo su presidente, Isidoro Álvarez. La web de la empresa es líder en comercio electrónico en España, tanto por visitas como por facturación: 310 millones de euros, que equivalen al 1,8% de los ingresos totales del gigante europeo de los grandes almacenes.

Eroski ampliará la venta online a otras cuatro provincias este mes

La mayoría de grandes grupos de distribución presentes en España ya tienen una web para vender directamente sus productos, aunque hay excepciones, como Ikea, que prefiere atraer al cliente a sus tiendas. En el entorno de la empresa subrayan, sin embargo, la importancia de Internet para exponer su catálogo de muebles y decoración.

En el sector del gran consumo, también hay quien se resiste a entrar en este negocio, como Dia (aunque su matriz, Carrefour, sí vende a través de su web) y otros están empezando: Alcampo puso en marcha la venta en Internet el pasado enero y sólo en la Comunidad de Madrid, aunque el grupo francés quiere extender el formato a otras regiones de aquí a final de año. La acogida, dice, está siendo positiva.

Mercadona, líder español en supermercados, sí lleva tiempo apostando por este formato. Empezó a vender en la web en 2001 y no le ha ido mal: el año pasado, la división de comercio electrónico facturó más de 120 millones, que equivalen a en torno a un 1% de las ventas de la empresa. Mercadona, que cobra al cliente 7,21 euros por llevar la compra a su casa, dice que los que más demandan este servicio son, por este orden, matrimonios con hijos en los que ambos cónyuges trabajan, personas mayores y solteros (los famosos singles).

Otra veterana en estas lides es Eroski, que empezó a vender por Internet en 2000. Desde entonces ha ido implantando el formato en buena parte del territorio nacional y a partir del próximo día 15 lo hará en Valladolid, Guadalajara, Ciudad Real y Tarragona. El grupo cobra 5,98 euros por pedido (el mismo precio desde 2000), permite hacer la compra con hasta una semana de antelación y ofrece promociones exclusivas, regalos y descuentos a través de su web. Aunque no aporta datos de facturación, asegura que en el último año más de un 30%.