Público
Público

Granollers no baja de la nube y jugará la final ante Ferrer

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Marcel Granollers sigue sin despertar de su sueño en Valencia y jugará la final del torneo ante David Ferrer tras derrotar al francés Gilles Simon por 6-4 y 6-4, tras una hora y media de partido.

El jugador barcelonés, que tenía el domingo las maletas preparadas para abandonar el torneo, tras perder en la fase previa, entró a última hora en el cuadro final para suplir la baja de Jo-Wildred Tsonga, y contra todo pronóstico se ha metido en la final por méritos propios, tras desplegar un tenis que ha ido de menos a más durante la semana.

Granollers comenzó el partido algo nervioso, cediendo los primeros cinco puntos, pero poco a poco fue centrándose y metiéndose en el partido. Primero subiendo a la red y presionando al francés y luego aguantando muy sólido desde el fondo de la pista donde Simon, en principio, debía de haber sido más fuerte.

Tras desperdiciar cinco bolas de 'break' en el quinto juego, el jugador español no se desanimó y sí que aprovechó la primera de la que dispuso en el siguiente servicio de Simon, lo que le dejó en bandeja la primera manga.

El ex 'top ten' se mostraba demasiado plano en su juego y no conseguía dominar al tenista catalán, que cada vez se mostraba más suelto y animado sobre la pista. Un nuevo 'break' en el tercer juego del segundo set supuso un golpe muy duro para la moral del jugador galo, que se vino abajo y concedió un 5-1 que dejaba el partido muy encarrilado.

El jugador español acusó los nervios a la hora de cerrar el partido al ceder su servicio cuando sacaba para ganar con 5-2, pero en el siguiente juego la tensión subiría más enteros cuando en el cuarto punto de partido del que dispuso el español el árbitro dio por buena una bola larga de Simon cuando Granollers ya celebraba la victoria.

El francés se apuntó su servicio y con 5-4 traspaso toda la presión al español, que supo sufrir y atenazar los nervios para apuntarse la victoria.

Con este triunfo, Marcel Granollers alcanza la segunda final de individuales de su carrera de un torneo ATP, después de la que ganó en 2008, en tierra batida, en Houston ante el norteamericano James Blake.

DISPLAY CONNECTORS, SL.