Público
Público

Los griegos recurrirán de nuevo a la huelga general

Los principales sindicatos han convocado dos para el 5 y el 19 de octubre

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Los principales sindicatos griegos han convocado dos huelgas generales de 24 horas para el 5 y el 19 de octubre. Con ellas responden a los nuevos recortes que el Gobierno impondrá para cumplir con las exigencias de la Unión Europea (UE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Las nuevas medidas supondrán un aumento del impuesto del combustible para calefacción y una reducción de las pensiones y los sueldos de los funcionarios, que podrían dejar de contar con el 40% de su sueldo.

'Formaremos un frente común para protestar contra las medidas que pretenden exterminar al pueblo griego', ha declarado el portavoz de la Confederación de Funcionarios Públicos (Adedy), Ilias Iliópulos, que ha añadido  que 'es hora de que los acreedores extranjeros y el Gobierno se vayan'.

Un Gobierno que asegura necesario aplicar medidas adicionales de austeridad para reducir el déficit fiscal y la deuda pública, pero que, en opinión del portavoz, 'ya no tiene la legitimidad para seguir gobernando'. El ministro de Finanzas, Evangelos Venizelos, que ha explicado los recortes, ha intentado justificarlos aduciendo la necesidad de no poner en peligro 'la existencia del país'. 

Ambas huelgas generales se suman a las cuatro que ya han tenido lugar en 2011. A ellas se unirán numerosos paros sectoriales, como el que dejará mañana a Atenas sin taxis y transporte público durante todo el día.

Además, decenas de vuelos nacionales e internacionales serán cancelados y otros tantos modificados por el paro de tres horas de los controladores aéreos, que participarán en la jornada de protesta en la región capitalina entre las 12.30-15.30 hora local (09.30- 12.30 GMT).

A la manifestación convocada por Adedy para mañana en el centro de Atenas,  tmabién acudirán los docentes, los médicos y los funcionarios de empresas a semiestatales, que están en la lista de despidos debido a un proyecto del Gobierno de reducir el sector público en un 30 % hasta 2015.