Público
Público

El Grupo inmobiliario Tremón se declara insolvente al no poder pagar una deuda de 900 millones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El grupo inmobiliario Tremón ha presentado concurso voluntario de acreedores (antigua suspensión de pagos) al no poder afrontar una deuda cercana a los 900 millones de euros, lo que la convierte en la segunda mayor promotora en declararse insolvente, tras Martinsa-Fadesa.

Fuentes jurídicas informaron a EFE de que el Juzgado Mercantil número 2 de Madrid será previsiblemente el encargado de tramitar el proceso por insolvencia de la matriz, al que se le unirán probablemente esta semana los concursos de las cerca de una docena de filiales que tiene.

Sumadas las filiales (entre las que destaca la división de hoteles, TRH), la deuda del grupo presidido por Hilario Rodríguez Elías podría acercarse a los 1.200 millones.

Tremón no pudo ser contactado para explicar las causas de la presentación del concurso de acreedores, que tuvo lugar el pasado viernes, según las fuentes consultadas.

El grupo inmobiliario Tremón se dio a conocer a mediados de 2007 al intentar sacar a bolsa hasta el 35% de su capital, una opción que finalmente tuvo que desechar el pasado mes de diciembre por la inestabilidad de los mercados financieros.

Según el folleto de emisión que presentó a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) para la salida a bolsa, el grupo acumulaba a 31 de julio de 2007 una deuda de 712,3 millones de euros, de los que Cajasur había prestado 38 millones.

A continuación figuraba Banco Pastor, con unos préstamos al grupo por valor de 76,9 millones de euros, seguido de Bancaja, con 65,9 millones.

El plan de negocio presentado por la empresa suponía un incremento considerable de su endeudamiento, que le obligaría a abonar 1.842 millones de euros entre 2008 y 2013.

Tremón, creado en 1993, inició un plan de expansión que le llevó a tener presencia en Polonia, Hungría, República Checa y Marruecos y a conseguir un beneficio neto de 36,5 millones de euros en 2006.