Público
Público

El Grupo Río pide que la crisis no sea motivo para reducir la ayuda al desarrollo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La canciller mexicana, Patricia Espinosa, en nombre del Grupo de Río, pidió hoy a "los donantes tradicionales" que no reduzcan la ayuda exterior al desarrollo debido a la crisis financiera.

Espinosa se pronunció de esta forma en el transcurso de la Conferencia de la ONU sobre Financiación para el Desarrollo, que se celebra desde ayer en Doha (Qatar).

La ministra mexicana, durante su discurso, instó a los países donantes "a cumplir con su compromiso en el sentido de incrementar, o al menos mantener, el nivel de la ayuda exterior al desarrollo, y a no reducirlo más como resultado de la crisis financiera".

Aseguró que estos países deben ahora realizar esfuerzos adicionales para cumplir con dicha ayuda y con los Objetivos del Milenio, y apuntó que deben ser los Estados receptores los que decidan de manera soberana cuáles son sus prioridades nacionales de desarrollo.

Espinosa también demandó una respuesta global y adoptada "en plena igualdad" para una crisis económica que "ya afecta a los países en desarrollo, incluida América Latina y el Caribe".

La titular de Exteriores destacó que el mundo atraviesa "una coyuntura particularmente crítica para el desarrollo" debido a la grave crisis y a la incertidumbre.

En este sentido, también abogó por que la ONU sea el marco ideal donde abordar esta cuestión.

"Reiteramos nuestro compromiso con un multilateralismo eficaz y con Naciones Unidas como el foro legítimo por excelencia para la promoción de la cooperación internacional para el desarrollo", apostilló Espinosa.

Insistió en la importancia de organizar "una acción coordinada, decidida y realista", y señaló que "no es tiempo de observar, sino de actuar".

La responsable reconoció que los países de América Latina y el Caribe están hoy "mejor preparados que en el pasado para hacer frente a un escenario mundial francamente alarmante" gracias a la aplicación de prácticas económicas responsables.

Además, señaló que se han registrado "ciertos avances" desde 2002, tanto en materia de lucha contra la pobreza como en la disminución de la mortalidad infantil, y consideró que aún es factible alcanzar "la meta mínima" que representan los Objetivos de Desarrollo del Milenio para 2015.

La Conferencia de la ONU sobre Financiación para el Desarrollo de Doha, que se prolongará hasta el próximo martes, busca revisar los mecanismos recogidos en el llamado Consenso de Monterrey (México), en el 2002, y el cumplimiento de los compromisos asumidos.