Diario Público
Diario Público

Cinco detenidos e incautadas armas y explosivos en Francia en una operación contra ETA

El Gobierno habla de "puntilla" a la logística de la organización terrorista, mientras tres de los detenidos anunciaron previamente que iban a proceder a la destrucción de una parte del arsenal dentro del proceso de "desarme" de ETA y como "representantes de la sociedad civil"

Publicidad
Media: 2.80
Votos: 5
Comentarios:
En la imagen, varios agentes de la Guardia Civil tras la operación contra los presuntos miembros de la cúpula de ETA en Burdeos (Francia).

Varios agentes de la Guardia Civil tras la operación en Burdeos (Francia), en una imagen de archivo

MADRID/ SAN SEBASTIÁN.- La Guardia Civil, en colaboración con la Dirección General de Seguridad Interior (DGSI) francesa, ha detenido a cinco personas en una operación que llevan a cabo en la noche de este viernes en Francia contra la logística de ETA, los depósitos de armas y explosivos de la banda terrorista.

Según fuentes de la lucha antiterrorista, a los tres detenidos a primeras horas de la noche del viernes, cuya identidad no ha sido facilitada, se ha unido el arresto de otras dos personas.

Se trata de la dueña de la vivienda de la localidad francesa de Louhossoa, en el Departamento de los Pirineos Atlánticos donde se arrestó a los tres "legales", que se encontraba fuera de la casa y a otra persona que la llevó en el coche.

El Ministerio del Interior ha informado de que en esta operación se ha aprehendido una cantidad indeterminada, hasta el momento, de armas y explosivos, en lo que podría suponer la "puntilla" a la logística de ETA, según las mismas fuentes.

¿Logística de ETA u operación de comunicación?


La operación continúa abierta y no se descartan más detenciones, que se sumarían a la reciente de Mike Irastorza, el que se consideraría el último jefe de ETA, arrestado el pasado 5 de noviembre.

Según el medio digital vascofrancés Mediabask, los tres primeros detenidos serían Michel Tubiana, presidente de honor de la Liga de Derechos Humanos de Francia, Michel Berhocoirigoin, expresidente de la cámara agrícola del País Vasco, y Jean-Noël Etcheverry, miembro del colectivo ecologista Bizi.

Sin embargo, Michel Tubiana ha confirmado a Le Monde que él no se encontraba en el lugar de los hechos. En su opinión, la policía ha impedido que se desarrollara una operación de inutilización de armas de ETA para posteriormente ser entregadas a las autoridades francesas.

Tubiana acusó a los gobiernos de París y Madrid de "transformar una iniciativa voluntaria en una detención". En su versión, ambos gobiernos han querido llevar a cabo una "operación de comunicación". Aseguró que "las autoridades estaban informadas" y "no podían ignorar que se trataba de una iniciativa de neutralización" de armas.

Tubiana indicó a Le Monde que han tratado de coordinar con las autoridades francesas las condiciones de desmantelamiento del arsenal, pero que no han tenido respuestas positivas.

Mediabask ha publicado en las últimas horas varios documentos firmados por Tubiana, Berhocoirigoin y Etcheverry dirigidos a ETA en los que se ofrecen como representantes de la "sociedad civil" para ayudar en el proceso de destrucción de las armas de la organización terrorista.

También ha hecho públicas dos cartas de ETA, fechadas los días 19 de octubre y 16 de noviembre, en las que la organización terrorista acepta la mediación de estas tres personas y aboga por "delegar en la sociedad civil la responsabilidad política del desarme".

"Os pedimos una sola cosa: que el procedimiento utilizado no deje ningún margen a una lectura deshonesta en términos de 'vencedores y vencidos", indica ETA en la segunda de las cartas remitidas a los tres activistas y redactada en francés.

"Nuestro objetivo es el de poder declarar en el plazo más breve posible que ETA ya no es más una organización armada", sostiene la banda.

En el comunicado de Tubiana, Berhocoirigoin y Etcheverry han hecho llegar a Mediabask, redactado previamente ante la posibilidad de que se llevara a cabo la operación policial, los tres activistas aseguran que han decidido proceder a la destrucción de un primer "stock" de armas de ETA que equivale al 15 % de los arsenales "sellados" por la organización terrorista.

Octava operación desde 2011

Esta operación supone la octava detención de un responsable o grupo de miembros de ETA desde que el 20 de octubre de 2011 la organización anunciara el cese de su actividad armada, y a poco más de un mes de producirse la última.

La anterior detención de miembros de la banda sucedió el día 5 de noviembre en la localidad francesa de Ascain (Francia) cuando se detuvo a Mikel Irastorza, considerado el líder de la banda terrorista y el jefe de su aparato logístico militar.

Previamente, fueron capturados en la localidad francesa de Saint Etienne de Baigorry el 22 de septiembre David Pla e Iratxe Sorzábal, considerados máximos responsables de ETA en el momento de su arresto.

El 27 de mayo de 2012 fue detenido en la localidad francesa de Cauna el presunto número uno del aparato militar, Oroitz Gurruchaga Gogorza, en compañía de Javier Aramburu Sagarminaga.

El 28 de octubre de 2012, la policía francesa arrestó cerca de Lyon a Izaskun Lesaka considerada responsable de las reservas de armas y explosivos e integrante, de la dirección de la banda terrorista.

El 7 de julio de 2015 la policía detuvo a Iñaki Reta de Frutos y Xabier Goienetxea, presuntos dirigentes del aparato logístico de ETA, en la localidad francesa de Osses.