Público
Público

De Guindos, con casi 6 millones de parados: "La reforma laboral ha moderado la destrucción de empleo"

El ministro español de Economía hace una valoración optimista de la reforma laboral que ha implantado el Gobierno y asegura que esta visión es compartida con la Unión Europea

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El ministro español de Economía, Luis de Guindos, reiteró hoy que la reforma laboral acometida por el Gobierno ha logrado 'moderar la destrucción de empleo' desde su introducción, una valoración que cree comparte la Unión Europea (UE). Al término de la reunión de dos días que los titulares de Economía y Finanzas (Ecofin) han mantenido en Dublín, De Guindos explicó que a Bruselas le interesa conocer el 'análisis de los efectos' que la citada reforma está teniendo sobre la economía española.

Esta evaluación, dijo, es un tema 'absolutamente prioritario' para el Ejecutivo de Madrid y 'la sociedad española' y, a priori, todo apunta a que las medidas adoptadas avanzan 'en la dirección correcta'. Según De Guindos, también 'nuestra percepción', la que 'tenemos todos', es que la troika inspectora que forman la Comisión Europea (CE), el Banco Central Europeo (BCE) y el Fondo Monetario Internacional (FMI) coincide en que la reforma laboral está funcionando.

'Se están produciendo efectos de moderación salarial, de descuelgue de convenios colectivos de empresas con respecto a los convenios nacionales y se está produciendo una evolución muy positiva de los costes laborales unitarios', destacó el ministro. Además, añadió, las empresas españolas recurren, 'cada vez más', a los 'instrumentos de flexibilidad para, en vez de despedir gente, utilizar otras alternativas'. De Guindos consideró que la regulación y normativa laboral española son 'de las más adecuadas' para que la economía nacional pueda crear empleo 'en el futuro'. 'Estamos en un momento de recesión y la normativa laboral y la reforma laboral de hace algo más de un año lo que han hecho, y hay estudios al respecto que lo demuestran, ha sido moderar la destrucción de empleo', reiteró.

El ministro confió en que la situación comenzará a revertir cuando 'empiece el crecimiento', lo que, en su opinión, demostrará que 'esta reforma laboral y esta flexibilidad adicional' habrá facilitado 'una creación de empleo más intensa' que la experimentada en 'situaciones cíclicas similares'.

El ministro español de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, afirmó hoy que no tiene ninguna garantía por parte de la Comisión Europea (CE) con respecto a la eventual flexibilización del calendario para corregir el déficit, pero aseguró que se 'va generando un consenso'. 'No, yo no tengo ahora ninguna garantía. Lo que sí tengo lógicamente es un diálogo con la CE en relación con lo que es tanto el programa de reformas como el de estabilidad y esos contactos se producen a nivel técnico, a nivel más político y se va generando un consenso', señaló De Guindos en rueda de prensa posterior al consejo informal de ministros de Economía de la Unión Europea (UE), Ecofin.

De Guindos fue preguntado por si dispone de garantías de que la CE efectivamente va a dar a España dos años más para corregir el déficit excesivo y si por ende incluirá en el programa de estabilidad las nuevas previsiones. 'No tengo la más mínima duda de que tanto en el programa de estabilidad que apruebe el Gobierno el día 26, como en el programa de reformas que también aprobará ese día, estaremos absolutamente alineados todas las instituciones, incluido el Gobierno español, para que esto no tenga ningún problema', afirmó el ministro.

El Gobierno espera cerrar con Bruselas una flexibilización del objetivo de déficit público para 2013 que podría situarse alrededor del 5,5 % o 6 % del PIB, un punto o un punto y medio de margen respecto a lo estipulado hasta ahora. Este escenario se podría hacer visible en el programa de estabilidad 2013-2016, que será remitido a finales de abril a la CE. Además, el Gobierno maneja la posibilidad de que se prolongue hasta 2015 la obligación de alcanzar un objetivo máximo de déficit del 3 % del PIB.

En lo que se refiere al déficit, en caso de que la Comisión Europea confirme que acepta la flexibilización, la intención del Gobierno es repartir el margen con las comunidades autónomas, que este año en principio deberían cerrar en el 0,7 % del PIB. De Guindos también dijo que en Dublín 'no se ha tratado absolutamente nada' de España, ni en relación con el programa de estabilidad ni con el de reformas, 'dos instrumentos que son el núcleo central y la espina dorsal de la política económica del país', recalcó.