Público
Público

Guindos se salta el argumentario del PP: "La herencia no es muy diferente a lo que esperaba"

El ministro dice que a finales de 2013 España creará empleo y advierte a Mas de que no habrá prosperidad si insiste en dividir

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Con el Año Nuevo el ministro de Economía y Competitividad se ha saltado uno de los argumentarios que machaconamente repitió el PP a lo largo de 2012: el de la herencia recibida. En una entrevista en la cadena Ser, Guindos ha reconocido que la herencia 'no es muy diferente a lo que esperaba'.

Guindos reafirmó su predicción de que 2013 será mejor que 2012 y que a finales de año se empezará a crear empleo en España. De Guindos volvió a defender la reforma laboral aprobada por el PP: 'Si hubiéramos tenido esta reforma laboral hace dos o tres años nos hubiéramos ahorrado un millón de parados'.

El responsable económico del Gobierno aseguró, además que 'se están poniendo las bases para que en el cuarto trimestre de este año se empiecen a tener tasas de crecimiento positivas de empleo'. Aunque reconoció que aún queda un duro camino que recorrer: 'El primer trimestre y el segundo trimestre, aun siendo negativos, van a ser menos negativos que el cuarto trimestre del año pasado y esperamos que ya el tercer trimestre de este año ya tengamos tasas de crecimiento positivas'.

En este contexto, el ministro no quiso aventurar si se superarán o no los seis millones de parados porque no se trata de hablar de 'números redondos', sino de entender que la situación del mercado laboral es 'muy mala', lo que llevó al Gobierno a fijar la reforma laboral como una de sus prioridades el año pasado.

Preguntado por si 2013 será el año del rescate, Guindos dijo que espera que sea el ejercicio en el que se pongan de forma definitiva las bases de la recuperación económica, ya que sin duda será mejor que 2012. A su parecer, el único rescate que necesita España consiste en disipar las dudas sobre el futuro de la zona euro. 'Mientras haya dudas sobre euro es extremadamente complejo que España se recupere'.

'Si hubiéramos tenido esta reforma laboral hace dos o tres años nos hubiéramos ahorrado un millón de parados'  

En cualquier caso, recordó que el Banco Central Europeo (BCE) ya compró deuda española en 2011, y resaltó la importancia de tomar la decisión correcta en esta ocasión porque conlleva una serie de implicacones que hay que analizar pensando en los intereses de España. 'Creo que a veces no podemos perder la referencia de que la decisión tiene que ser la correcta y hacerla en los tiempos correctos', dijo, tras explicar que pedir el rescate no es como apretar un botón y hacer que mejore la financiación.

El ministro también se refirió a Catalunya y advirtió a Artur Mas, presidente de la Generalitat, de que no confunda las 'prioridades'porque lo 'fundamental' en este momento es salir de la crisis para volver a crecer y crear empleo y porque es más fácil hacerlo juntos que separados.

'Vivimos en un mundo complejo, con muchísimas incertidumbres. En estas circunstancias la principal tarea de un político y de cualquiera con responsabilidad de gobierno es clarificar el futuro y eliminar incertidumbes', dijo Guindos. Cree el ministro que las tensiones soberanistas de los últimos meses en Catalunya no son las más adecuadas para conseguir este objetivo.

El ministro recordó que España siempre ha pegado un salto en términos de prosperidad económica cuando se ha visto inmersa en un proceso de integración, mientras que ha generado efectos 'muy negativos' sobre esa prosperidad cuando ha confundido objetivos y se ha dividido.

Preguntado por el desgaste que ha sufrido el Gobierno durante su año en el poder, Guindos aseguró que el presidente, Mariano Rajoy, es 'perfectamente consciente' de las implicaciones de su política, aunque su única finalidad ha sido reconducir una situación que no era sencilla y poner las bases para el crecimiento futuro. En cuanto al momento más duro del año, Guindos confesó que en julio España vivió un momento 'delicado' porque no tenía ningún acceso a la financiación, aunque ha asegurado que 2012 no ha sido muy diferente a lo que esperaba antes de acceder a su cargo.

 Sobre si Bankia tuvo que ver con estas dificultades, el ministro se limitó a decir que se trata una entidad 'muy grande' que resume y concentra los problemas que atraviesa el sector financiero español. En este sentido, aseveró que no habrá recuperación hasta que España cuente con un sistema solvente, aunque a veces sea difícil de entender. A pesar de todo, Guindos ha garantizado que Bankia será un entidad 'muy solvente' en el futuro y jugará un papel 'importante' en el sistema bancario tras haber recibido la ayuda europea y haber transmitido muchos activos al 'banco malo'.

DISPLAY CONNECTORS, SL.