Público
Público

Haidar: "Muy débil, muy débil"

Aminatou Haidar, que cumple 30 días de huelga de hambre en el aeropuerto de Lanzarote, reconoce su mal estado de salud

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Desde su silla de ruedas y con un hilo de voz, la activista saharaui Aminatou Haidar ha reconocido sentirse 'muy débil, muy débil'.

Treinta días después de iniciar su huelga de hambre, Haidar salió de su habitáculo para ir al servicio y a coger 'un poco de aire' a eso de las 18:00.

Rodeada de medios de comunicación y acompañada de numerosos saharauis, la activista dio un breve paseo antes de detenerse ante los periodistas y comentar su estado. 

Los que la han seguido aseguran que Haidar está visiblemente más delgada desde que comenzó su huelga. 

El presidente de la comunidad saharaui en Lanzarote, Hamudi Isemo Mussa, ha encontrado a Haidar 'muy deteriorada', aunque se muestran 'muy optimistas', porque los saharauis lo son 'por naturaleza'. 'Si hemos aguantado 32 años esperando un referéndum', ha asegurado 'cómo no vamos a aguantar un mes'.