Publicado: 20.04.2014 11:26 |Actualizado: 20.04.2014 11:26

Hallan, un mes después del siniestro de su helicóptero, los cuerpos de los militares desaparecidos en Canarias

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El helicóptero del SAR que se estrelló en aguas de Canarias el pasado 19 de marzo ha sido encontrado esta madrugada a más de 2.000 metros de profundidad por el robot del buque EDT Ares, empresa Phoenix International especializada en rescates a grandes profundidades.

Según informa el Ejército del Aire, el descubrimiento se produjo sobre las 03.00, hora de Canarias, y las imágenes que ha transmitido el robot reflejan que en el interior de la aeronave se encuentran los cuerpos de los cuatro militares fallecidos en el accidente, el capitán Daniel Pena, los tenientes Carmen Ortega y Sebastián Ruiz, y el sargento Carlos Caramanzana.

La fuente ha confirmado que el hallazgo se produjo en el área de una cuadrícula de una milla alrededor del lugar en el que se estrelló el helicóptero del Servicio Aéreo de Rescate (SAR) y que, en estos momentos, el operativo que coordina el Ejercito del Aire evalúa las posibilidades de rescatar a los fallecidos y la aeronave.

El EDT Ares, una empresa considerada como una "referencia mundial" en este tipo de trabajos, se encontraba la pasada semana en aguas del Mediterráneo, a la altura de las Illes Balears, y se sumó al dispositivo de búsqueda el pasado miércoles contratado por el Ministerio de Defensa.

Previamente, desde el 11 de abril trabajaba en la zona del siniestro —entre Fuerteventura y Gran Canaria— el buque científico de la Armada Malaspina, que comenzó a sondear los fondos marinos con el propósito de reducir los tiempos y acelerar la eventual recuperación del helicóptero del SAR. El Malaspina cuenta con la ayuda a bordo de especialistas de dos de las instituciones científicas que mejor conocen esa zona marítima: el Instituto Español de Oceanografía (IEO) y la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria (ULPGC).

El buque científico de la Armada y el EDT Ares han inspeccionado la zona en la que se sospechaba que podían estar el helicóptero, a unas 30 millas náuticas (55,5 kilómetros) al suroeste de Fuerteventura y a unos 2.500 metros de profundidad.

Con la aeronave siniestrada del SAR, desaparecieron el pasado 19 de marzo cuatro de sus cinco tripulantes , ya que Johnander Ojeda, el único superviviente , fue rescatado del mar momentos después del accidente.