Público
Público

¿Qué hay que comer y beber para protegerse del cáncer de colon?

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Por Joene Hendry

Comer frutas y verduras ybeber té y vino tinto le daría a algunos hombres y mujerescierta protección del cáncer de colon y recto.

Los alimentos de origen vegetal contienen flavonoides, queson compuestos que interfieren el proceso oncogénico, escribióun equipo de investigadores en International Journal ofCancer.

El equipo de la estudiante de doctorado Colinda C.J.M.Simons, de la Maastricht University, estimó el consumo deciertos flavonoides en 120.852 hombres y mujeres de entre 55 y69 años que respondieron encuestas alimentarias en medio de ungran estudio diseñado para evaluar la relación cáncer/dieta.

En 13 años, 1.444 hombres y 1.041 mujeres desarrollaroncáncer de colon o de recto.

El consumo de flavonoides no modificó el riesgo dedesarrollar cáncer colorrectal cuando el equipo considerómúltiples factores asociados potencialmente con la aparicióndel cáncer colorrectal, como la edad, los antecedentesfamiliares, el tabaquismo, el consumo de alcohol, la actividadfísica y los hábitos alimentarios, más el uso de estrógeno enlas mujeres.

Pero cuando los autores se concentraron en el peso,observaron que "esos compuestos tendrían algunos efectosprotectores en subgrupos de hombres con sobrepeso y de mujerescon peso normal", dijo Simons a Reuters Health.

El consumo más alto de catequinas -presentes en los frutosdel bosque, las uvas, el chocolate negro, el té y el vinotinto- estuvo asociado con una reducción del riesgo dedesarrollar cáncer colorrectal en hombres con sobrepeso ymujeres con peso normal.

El equipo observó una tendencia similar en mujeres con pesonormal para los flavonoles, que se encuentran en la cebolla,las manzanas, el té, el vino y los jugos de fruta.

"La existencia de una tendencia inversa en la mayoría delas catequinas y los flavonoles desmiente que la relación seafalsa", dijo Simons.

Por lo tanto, el equipo opina que se necesitan más estudiospara explicar mejor cómo esos compuestos modifican el riesgo decáncer de colon y de recto, y cómo el peso altera ese efecto.

FUENTE: International Journal of Cancer, 15 de diciembredel 2009