Público
Público

Los Heat quieren responder en el campo a las "críticas" de los Mavericks

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El incremento de la rivalidad entre los Heat y los Mavericks de Dallas ha comenzado a trascender fuera del campo de juego y las últimas declaraciones de los jugadores del equipo tejano no han gustado a los hombres del conjunto del sur de la Florida que les quieren responder con hechos.

Después de la derrota sufrida en el tercer partido (86-88), algunos jugadores de los Mavericks cuestionaron la manera como actuaban el alero LeBron James y el escolta Dwyane Wade a la hora de forzar las personales.

Concretamente el escolta DeShawn Stevenson definió las acciones de James y Wade como las de dos "buenos actores", algo que no ha gustado a los jugadores estrellas de los Heat, que las consideran una falta de respeto.

Por si lo anterior no hubiese sido suficiente, el escolta reserva Jason Terry también ha dicho que la defensa de los Heat no es la mejor con la que se han tenido que enfrentar los Mavericks y que está convencido de que James, que ha sido el que le ha hecho un gran marcaje hasta ahora, no pueda aguantar el ritmo hasta el final.

Los Mavericks sólo han logrado un 42 por ciento de acierto en los tiros de campo y la defensa de los Heat ha sido uno de los factores que les ha permitido tener la ventaja de 2-1 en la serie al mejor de siete.

Los jugadores de los Heat, tras concluir la sesión de tiros de campo para la preparación del partido cuarto partido, dijeron que habían oído las declaraciones de algunos profesionales de los Mavericks y estaban preparados para responder en el campo.

Uno de los que comentó las declaraciones hechas por Stevenson y Terry fue el ala-pívot Chris Bosh, un nativo de Dallas, que junto a James y Wade forman parte de los nuevos "Big Three" de los Heat.

"Es mejor dejar que sigan hablando", señaló Bosh. "Lo único que podemos decir es que todo eso nos sirve más de motivación de cara a lo que tenemos que hacer en el campo".

Por su parte, James, ante la valoración de Terry que no puede aguantar el mismo ritmo físico para defenderlo durante siete partidos, se limitó a decir: "Los jugadores de los Mavericks tienen el derecho de decir lo que desean decir".

El alero estrella de los Heat, reiteró que el objetivo del equipo es luchar por el título, sin importar el protagonismo de nadie ni lo que digan desde fuera.

"Para mi y D-Wade, de lo único que nos tenemos que preocupar es que sea nuestro juego el que hable y dejando que los demás expresen lo que quieran decir", agregó James.