Público
Público

Un hermano de Karzai, agente de la CIA (y narco)

El diario 'The New York Times' revela las relaciones de la Inteligencia de EEUU con Ahmed Wali Karzai

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La estrategia de EEUU en Afganistán vuelve a quedar en entredicho y ya son muchas veces. El diario The New York Times revela hoy que uno de los hermanos del presidente Hamid Karzai lleva los ocho años que dura la guerra recibiendo dinero de la CIA a cambio, entre otras cosas, de reclutar una guerrilla que trabaja a las órdenes de la Inteligencia norteamericana en la provincia de Kandahar.

Los vínculos de este tipo entre Ahmed Wali Karzai y EEUU llaman la atención, cuando los servicios secretos norteamericanos le han acusado en más de una ocasión de narcotráfico. La CIA se negó a hacer comentarios sobre la información del New York Times.

Ayer dimitía uno de los diplomáticos estadounidenses más importantes en el país, Mathew Hoh, por no estar 'deacuerdo con la estrategia de EEUU', según avanzó The Washington Post. El diario decía que la Casa Blanca había hecho todo lo posible para retener a Hoh, por miedo a que se convirtiera en el máximo crítico del Gobierno con respecto al conflicto afgano. Pero con la información del New York Times no va a hacer falta.

La relación de la CIA con el hermano de Karzai, según el diario, ha creado divisiones en Washington. Por una parte, los críticos dicen que esta alianza no hace más que socavar la confianza de los afganos, ya por lo suelos gracias al apoyo incondicional que han tenido con el presidente Karzai, que cometió un fraude electoral masivo en las pasadas elecciones, y a los desmanes contra la población civil en algunos bombardeos. Por otra, parece irremediable relacionar a EEUU con el narcotráfico en Afganistán.

El pasado mes de agosto, el general Stanley McChrystal, jefe de las tropas de la OTAN en el país, entregó un informe a Obama en el que decía que la corrupción del Gobierno afgano era tan peligrosa como la amenaza de los talibanes. La alianza con el hermano de Karzai, el hombre más importante de una parte del sur de Afganistán, implica que el anhelo de EEUU por crear un estado centralizado que se haga fuerte en Kabul, no funcionaría siguiendo este camino.

Hoh explicaba en su carta de despedida al mando militar en Afganistán que el pagar a guerrillas locales para no ser atacados no era efectivo, ya que los afganos consideraban a EEU un enemigo en su país y a la larga no funcionaría. Como prueba está el caso de los italianos que se dedicaron a sobornar a los líderes tribales de Kabul para no sufrir ataques y cuando salieron de allí relevados por los franceses, estos sufrieron el peor ataque desde que están en el conflicto porque no sabían que Italia estaba pagando a las guerrillas locales.

Además de reclutador oficial, Ahmed Wali Karzai colabora con las tropas estadounidenses en varios temas. Permite a las fuerzas especiales norteamericanas establecerse en una zona en las afueras de la ciudad, donde antes vivía el Mulá Omar, dice el periódico, que asegura que esa misma base acoge también a la guerrilla de Karzai; el hermano del presidente serviría también de intermediario entre las tropas de EEUU y los afganos leales a los talibanes.

El objetivo tras los atentados del 11-S en Nueva York era terminar con Al Qaeda y combatir a los talibanes que supuestamente luchaban con ellos. Tras ocho años de conflicto, la misión de occidente hace aguas por todos lados.

El informe de McChrystal fue demoledor; las elecciones fueron amañadas, algo que la ONU pudo haber ocultado hasta que no tuvo más remedio que aceptar la realidad; ayer, Washington tuvo al primer disidente por discrepancias con la misión; y hoy se sabe que EEUU, que ha sufrido el mayor número de bajas este mes en lo que va de guerra, colabora con un personaje de dudosa reputación por su relación con el narcotráfico.

Obama que ya ha enviado a Afganistán en menos de un año el mismo número de soldados que Bush en siete, pero sigue dudando qué hacer.