Publicado: 13.03.2014 13:19 |Actualizado: 13.03.2014 13:19

El hijo de Ortega Cano asegura que actuó bajo los efectos de "alcohol, porros y varias rayas de coca"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El hijo del extorero José Ortega Cano, José Fernando Ortega Mohedano, se ha declarado este jueves culpable de la agresión y robo a un joven el pasado mes de noviembre de 2013 junto a un club de alterne de Castilleja de la Cuesta y se ha mostrado "arrepentido" y "avergonzado" de estos hechos.

Durante su declaración en el juicio que se celebra en el Juzgado de lo Penal número 5 de Sevilla, Ortega Mohedano y los otros cuatro acusados que han reconocido los hechos han tenido una breve intervención ante la juez para afirmar que están arrepentidos, que han hecho lo posible por indemnizar al agredido, al que han pedido perdón, y han afirmado que un quinto procesado, Eloy R.T., no participó en la agresión.

Asimismo, Ortega Mohedano ha asegurado que actuó bajo los efectos del alcohol y las drogas, pues el día de los hechos había consumido "alcohol, porros y varias rayas de coca". Ha recordado que colaboró al esclarecimiento de los hechos.

La víctima de la agresión, Jonathan V.A., ha relatado que los acusados le sujetaron y agredieron y que fue José Fernando quien le metió la mano en los bolsillos para arrebatarle dos móviles y las llaves del coche.

La Fiscalía pide para los acusados cinco años de cárcel, pena que la acusación particular que ejerce el agredido eleva a ocho años de cárcel por presuntos delitos de robo violento, lesiones e incendio.

Los acusados robaron el coche de la víctima y lo usaron durante tres días hasta que sufrieron un accidente y lo quemaron, un suceso por el que están acusados José Fernando, Isaac F.C. e Iván N.B.

El hijo del torero ha declarado a la juez que no recuerda quien incendió el coche, pero Iván N.B. ha asegurado que el 5 de noviembre José Fernando e Isaac lo recogieron, utilizaron el coche hasta que "se dieron un porrazo" y fue José Fernando en solitario quien le prendió fuego.

La víctima ha relatado que los agresores olían a alcohol pero no los notó afectados por el consumo de alcohol y drogas ya que le propinaron "golpes precisos" con los que pretendían "robarme y dejarme tieso".

Para sorpresa de todos los presentes, ha asegurado que quien le propinó un primer golpe con una piedra en el exterior del club de alterne fue Eloy R.T. -a quien habían exculpado el resto de imputados- y no Isaac F.C., algo de lo que "no tiene ninguna duda".