Público
Público

Las hipotecas subirán 50 euros al mes

La cuota anual se encarecerá 120 euros menos que en julio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

¿Qué se puede hacer con un billete de 50 euros? Alguno dirá que se va en un suspiro, pero seguro que la mayoría de las amas de casas son capaces de sacarle un buen partido. Esa será la cantidad con la que tengan que lidiar las familias que revisen su hipoteca este mes.

A falta de cuatro sesiones de cotización para finalizar el mes el euríbor, le indicador de referencia para calcular las hipotecas, cerrará agosto en el 2,099%, por debajo del 2,183% que alcanzó en julio.

A pesar de eso todavía está lejos del nivel que tenía un año antes, el 1,421%. Eso significa que la revisión para una hipoteca tipo, 150.000 euros, a pagar en 26 años y con un diferencial del 0,5%, tendrá un encarecimiento de las cuotas mensuales de 50,64 euros; unos 607 euros en el cómputo total del año. A pesar de la subida, aquellos a los que se les calcule la revisión hipotecaria en agosto serán unos privilegiados, su subida será 120 euros inferior a la que tuvieron que afrontar la revisión sólo un mes antes, ya que en julio las hipotecas subieron más de 727 euros al año.

'El euríbor es un indicador adelantado de lo que pueden hacer los tipos de interés oficiales. Así que está ligera caída lo que está apuntando es que la prevista subida de tipos por parte del Banco Central Europeo podría no llegar', explica Joan Carles Amaro, profesor de Control y Auditoría Financiera del Esade.

Desde que el pasado 7 de julio, el BCE subiera los tipos al 1,5% y su presidente Jean-Claude Trichet explicara a los medios de comunicación la medida, la unanimidad parecía haber instalado en el mercado. 'Había una hoja de ruta que hacía pensar en que los tipos de interés terminarán el año muy cerca del 2%', asegura Amaro.

En aquel momento, Trichet justificaba su 'vigilancia intensiva' de la economía (frase emblemática que utiliza para adelantar las tipos) por la presión de la inflación.

Pero el verano ha transformado, para mal, el panorama económico. 'El alza de la inflación estaba ligada a las tensiones del petróleo. Y cuando ha caído el crudo, también lo ha hecho la inflación', explica el profesor Amaro. Además, Alemania ya no es el país inmune a los problemas, también está creciendo menos de lo que se esperaba, por lo que no parece que el BCE se atreva a nuevas subidas. Eso sí subirán las hipotecas revisadas hasta final de año, por la diferencia con el 2010, aunque la subida irá decreciendo.