Público
Público

Humor de raíces vascas para los domingos de Cuatro

El programa 'Vaya tropa' repasará la actualidad en 20 sketches semanales

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Dar con la tecla del humor en televisión no es tarea fácil, aunque cuando se consigue con éxito los resultados justifican todo el esfuerzo. Es el caso de Vaya semanita, el programa de sketches de ETB dirigido por Javier García de Vicuña que se ha convertido en uno de los formatos estrella de la cadena pública vasca y que, dada su aceptación, acaba de ser adaptado por Cuatro para la televisión nacional. Así, poniendo a Arturo Valls al frente de parte del equipo original del programa vasco, que sigue emitiéndose, la cadena de Sogecable estrenará el domingo a las 21.30 horas Vaya tropa, un espacio que también se basa en el sketch para darle a la actualidad de cada semana un buen baño de humor.

El director de Antena de Cuatro, Fernando Jerez, explicó ayer que este programa supone sólo el principio de una nueva apuesta de la cadena por el humor, un territorio limitado a Pablo Motos y sus conocidas hormigas. 'Hemos ido perdiendo el humor y la visión desenfadada de la vida, la sociedad y la política', dijo Jerez. 'Habíamos dejado sola a la gente de El Hormiguero y eso no nos hacía felices', agregó.

Con esta apuesta clara por la sátira, Cuatro se enfrentará directamente en la franja del access prime time con su principal competidora, La Sexta. Sin embargo, Jerez asegura que Vaya tropa, producido por Plural y Pausoka, no juega en la misma liga que Salvados, el programa que conduce Jordi Évole a la misma hora del domingo. 'El Follonero juega en otro territorio diferente', dijo Jerez, que afirma que hacer un programa de sketches tiene una 'dificultad extrema'.

El principal reto del programa radica en hacer que el éxito del formato vasco se exporte al resto de España sin perder frescura, por lo que el espacio ampliará su temática, aunque sin olvidar su conexión con la actualidad de cada semana. 'Aunar las sensibilidades de 17 comunidades autónomas es imposible', reconoció Jerez, que, no obstante, aboga por aplicar la capacidad de 'no dejar títere con cabeza' de Vaya semanita a lo que acontece en todo el país.

Según García de Vicuña, se trata de parodiar las situaciones del día a día y otras de la actualidad política, como por ejemplo la reciente agresión a Silvio Berlusconi, 'sin ningún prejuicio ni condicionante político'. Para conseguirlo, cada programa, con una duración de 50 minutos, incluirá una veintena de sketches interpretados por el propio Valls y otros actores como Cristina Urgel o Pablo Viña. El equipo se completa con Jota, un personaje animado a tiempo real que pondrá en aprietos al presentador.