Público
Público

Ibarretxe acata el fallo judicial, pero irá a Estrasburgo

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El lehendakari, Juan José Ibarretxe, dijo el viernes que acata la decisión judicial dedeclarar inconstitucional, y por tanto nula, la ley de consulta aprobada por el Parlamento vasco, pero añadió que no seresigna y llevará al Estado español al Tribunal de Europeo de Derechos Humanos.

En una primera declaración institucional realizada tras un consejo de gobierno extraordinario del tripartito al díasiguiente de que el Tribunal Constitucional se pronunciara en contra de una norma que preveía un referéndum para el 25de octubre próximo en el País Vasco, Ibarretxe animó a los vascos a ir a Estrasburgo como particulares en defensa de suderecho a ser consultados.

El pleno del TC tomó ayer la decisión por unanimidad, amparándose en el artículo 149 de la Constitución, que atribuyeal Estado la competencia exclusiva para realizar consultas populares por vía de referéndum.

El próximo 23 de septiembre, todos los miembros del gabinete de Vitoria suscribirán la demanda. Además, el Gobiernoautónomo se reserva "todas las iniciativas legales, sociales y políticas" para la defensa del derecho de la sociedad vascaa ser consultada y a decidir su futuro.

Ibarretxe inició la lectura de la declaración con un "acatamos pero no nos resignamos", para señalar a continuación quela sentencia supone "el desprecio más absoluto al Parlamento Vasco" y "un atropello democrático, toda vez que con estasentencia se prohíbe una consulta de opinión, no vinculante, por parte de un Estado que se dice democrático y dederecho".

Según el lehendakari, el auto del Constitucional sitúa a Euskadi "en una situación insólita en la Europa democrática delsiglo XXI, donde preguntar a la sociedad de cada entorno es habitual y un refuerzo para las democracias" y recordó queayer mismo el Tribunal de Justicia Europeo sentenció de forma favorable a la fiscalidad vasca, "atacada y cuestionada porparte de la política y la justicia en España".

"NO NECESITAN CONFRONTACIÓN"

El Gobierno, por su parte, manifestó que el fallo del TC era el único posible por ser la consulta contraria a laConstitución y criticó la decisión de Ibarretxe.

"Los ciudadanos en Euskadi no necesitan propuestas que propicien cualquier forma de división, no merecen ni quierenque se auspicien propuestas de confrontación", declaró tras el Consejo de Ministros la vicepresidenta, María TeresaFernández de la Vega.

"El autogobierno y el respeto a las leyes son compatibles. Eso es lo que los ciudadanos de Euskadi quieren ymerecen", agregó.

El ministro de Justicia, Mariano Fernández Bermejo, dijo anteriormente que la iniciativa de Ibarretxe de acudir aEstrasburgo está "destinada a fracasar" puesto que en el tratado europeo no existe ningún derecho a convocar unreferéndum y por ello, añadió, será rechazada.

La ley planteada por Ibarretxe fue aprobada en el Parlamento vasco el 27 de junio y proponía una consulta sobre laapertura de un proceso negociador "para alcanzar la paz y la normalización política en el País Vasco".

El Gobierno central y el Partido Popular recurrieron de inmediato la consulta, que planteaba dos preguntas: una sobreel apoyo al final dialogado de la violencia si previamente ETA manifestaba su voluntad de dejar las armas y otra sobre elinicio de una negociación multipartidista sobre el derecho a decidir del pueblo vasco.

/Por Arantza Goyoaga/