Público
Público

"Iberia Mantenimiento" prevé incrementar hasta un 25% la producción de motores en su taller

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

"Iberia mantenimiento", la primera empresa madrileña en reparación, alta tecnología y modificación de aviones y la segunda compañía aeronáutica española, empieza 2009 con el propósito de superarse a sí misma, principalmente en su taller de motores donde pretende incrementar la producción hasta un 25%.

Así lo ha manifestado a Efe, Celestino Revuelta, Jefe de la Unidad de Producción de Motores de "Iberia mantenimiento", tras detallar que en 2008 se repararon 165 y se espera elevar esta cifra hasta los 200 en 2010.

La "talleres de Iberia" ocupan, además, el noveno puesto mundial en mantenimiento e ingeniería, y gozan de reconocimiento internacional.

Por ello, en 2008 el 75 por ciento del trabajo realizado en motores de aviones fue destinado a clientes.

Entre ellos, las compañías españolas Air Europa y Spanair; las europeas Lufhansa, British Airways o TAP y las americanas Continental Airlines y Avianca.

Las reparaciones de motores se realizan en uno de los siete hangares que Iberia tiene en los 2,5 millones de metros cuadrados que ocupa la "La Muñoza" en Madrid, donde también están los talleres de soportes y bancos de prueba de los aviones.

Unas 600 personas trabajan en dos turnos diarios, incluidos sábados y algunas noches, según explicó a Efe Revuelta, que no se atrevió a definir "la avería tipo más común" y que estimó en unos 2,5 millones de dólares el precio medio de reparación de estas piezas.

Sí reveló que se tarda unos 65 días en terminar la reparación, ya que hay que desmontar el motor; limpiar sus piezas antes de someterlas a ensayos no destructivos para detectar posibles grietas y pasarlas al área de comprobación visual.

Allí se miden para detectar que tienen las dimensiones adecuadas y se califican en reparables, útiles e inútiles.

Y mientras los motores están en su proceso de revisión, el resto del avión también sigue sus inspecciones pertinentes, como explica el Jefe de la Unidad de Revisión de Largo y Medio Radio, Fernando Jusdado.

Los aviones tienen mantenimiento no programado (el que se realiza ante cualquier avería) y programado.

Con este último se pretende mantener la aeronavegabilidad de los aviones y restaurar su nivel específico de fiabilidad. Para ello, se establece un programa de mantenimiento que esta perfectamente determinado.

Empieza por el mantenimiento en línea, que incluye inspecciones diarias, de pre-vuelo y de tránsito, así como la revisión S (que se hace cada 100 horas).

Además, hay añadir las distintas revisiones que comprenden los programas de mantenimiento menor o mayor, que en el último caso supone una inspección estructural al 100%, conocida popularmente como la "Gran Parada", en la que se desmonta totalmente el avión.

El pasado diciembre, entraba por primera vez en "La Muñoza" un Airbus 340 para la revisión de las 60.000 horas, en la que han trabajado más de 50 personas diariamente durante un largo mes para inspeccionar "estructuralmente" las alas y los soportes de los motores, sin olvidar otras aéreas.

Entre ellas, los sistemas eléctricos, las computadoras de vuelo, el sistema de aire acondicionado y la cabina de pasaje (con el tapizado de las butacas y cambio de la moqueta del suelo).