Público
Público

Iberia y los pilotos acuerdan negociar un plan de reestructuración

El Sepla se suma al marco de negociación acordado con el resto de sindicatos, que implica 4.500 despidos en la compañía

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El sindicato de pilotos Sepla ha firmado este miércoles con Iberia un acuerdo marco para la negociación sobre el futuro de la aerolínea, con prácticamente el mismo texto que suscribieron el resto de sindicatos el pasado 17 de diciembre. En el texto del acuerdo, al que ha tenido acceso Efe, el Sepla 'se compromete a acordar las medidas necesarias para conseguir, en el horizonte de 2017, la viabilidad y la sostenibilidad de la empresa', como ya hicieron el resto de sindicatos. El acuerdo se ha alcanzado tras menos de tres horas de reunión, a pesar de que se habían previsto tres días para la negociación.

El texto del preacuerdo se determinó el pasado 17 de diciembre en el Servicio Interconfederal de Mediación y Arbitraje (SIMA) entre representantes de la dirección y de CCOO, UGT, USO, Sticpla, Asetma y CTA Vuelo. En él, se establecía que las partes se sentarían a negociar el futuro de la aerolínea sin amenazas de huelgas y con el compromiso de utilizar el ERE en vigor como 'instrumento prioritario' para solventar 'el posible excedente laboral', que no cuantifican. Al igual que en el acuerdo firmado con el resto de sindicatos, el texto no hace mención a los 4.500 empleos que, según el plan de reestructuración presentado en noviembre pasado, debían recortarse en la aerolínea y marca el 31 de enero o 'fecha posterior que las partes acuerden' como límite para la negociación.

Iberia se compromete a 'mantener los negocios de mantenimiento y handling (asistencia en tierra) hasta el año 2017' siempre y cuando se alcancen los niveles de rentabilidad que se acuerden y a que el acuerdo final refleje 'un compromiso de inversión que incluya la necesaria renovación de flotas'. Iberia también se compromete a hacer 'sus mejores esfuerzos para recuperar aquella producción que realicen otros operadores con código Iberia, siempre que resulte rentable en sí misma'.

Establece que 'el acuerdo final tiene que incluir un nuevo programa de vuelos que asegure a Iberia Operadora una utilización adecuada de sus recursos materiales y humanos'. Sin embargo, el acta no recoge los antecedentes del acuerdo de diciembre, en los que Iberia aceptaba la propuesta sindical de ampliar de 2015 hasta 2017 el plazo de aplicación del plan, es decir, por cinco años en vez de tres. Iberia, que acumula unas pérdidas operativas de 262 millones de euros hasta septiembre, frente al beneficio de 286 millones de euros de su socio British Arways en IAG, anunció el 9 de noviembre pasado que iba a recortar 4.500 empleos, casi una cuarta parte de su plantilla, para volver a la senda de los beneficios. Iberia y Sepla volverán a reunirse este jueves para continuar con las negociaciones, según han confirmado a Efe fuentes del sindicato.