Público
Público

Iciar Bollain disecciona la codicia del ser humano en "También la lluvia"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La directora Iciar Bollain disecciona en la película "También la lluvia", elegida para representar España en los Óscar, la codicia del ser humano, en un ejercicio de 'metacine' que traslada a una Bolivia en pleno conflicto del agua el rodaje de un film de época sobre la colonización de América.

El productor Costa (Luis Tosar) y Sebastián (Gael García Bernal) llegan a Cochabamba, en Bolivia, para filmar una película de época sobre la llegada de Colón a América y la cruel colonización de indígenas en Santo Domingo.

El rodaje se complica porque estalla el descontento entre la población por la privatización del agua, la conocida como Guerra del Agua, en la que se verán envueltos ambos personajes acompañados por secundarios de la talla de Karra Elejalde (Antón/Cristobal Colón), Raúl Arévalo (Juan/Padre Montesinos) o el novel Juan Carlos Aduviri (Daniel/Hetuey).

El oro y el agua representan en "También la lluvia", que se ha presentado hoy en Barcelona, el afán de control, poder y explotación del hombre, y los dos bienes se convierten en el germen de una codicia atemporal separada por quinientos años de historia.

Sin caer en la mera autocrítica, el film también muestra la capacidad de lucha del ser humano ante el irrenunciable deseo de libertad.

"La película celebra la resistencia ante una situación tan injusta como la de que no te permitan recoger el agua de la lluvia", ha afirmado la directora madrileña Iciar Bollain, quien ha elogiado la labor del guionista Paul Laverty para sumar historias y emociones en esta película.

"También la lluvia" conjuga tres relatos en uno: el del propio rodaje, el de los indígenas bolivianos ante la privatización del agua y la historia rodada sobre la llegada de Colón a América.

Todo un complejo ejercicio de 'metacine': "Me asustaba la película, sobre papel tenía sentido, pero no sabía si en pantalla saltar de una historia a otra saldría bien. Como directora fue un gran reto", confiesa Bollain, ganadora de un Goya por "Te doy mis ojos", en la que ha sido la película más ambiciosa de su carrera.

La producción presentada hoy movió miles de extras, 300 de ellos indígenas, un equipo de 130 personas y más de 70 localizaciones, muchas de ellas en exteriores, en tan sólo ocho semanas de rodaje.

"El rodaje fue un lío del diez, sólo tienes que leerte el guión para verlo, pero a pesar del poco cine que hay en Bolivia, la gente que trabaja es muy profesional -ha explicado Bollain- lo más difícil de rodar fueron los altercados en Cochibamba, con indígenas que en algunos poblados aún siguen sin agua".

"También la lluvia" retrata las luces y sombras del ser humano, desde su egoísmo y crueldad a su lealtad y compañerismo, como el descreído productor Costa o Antón, que viven un profundo viaje emocional.

"Costa era un personaje complejo de base, es un cabrón y un cínico, pero tiene corazón y le he cogido cariño", ha explicado Luis Tosar, quien regresa al cine tras el Goya obtenido por su elogiada interpretación de Malamadre en "Celda 211".

"Mi personaje no actúa por ser bueno, lo hace porque no tiene nada", ha puntualizado Karra Elejalde, que representa al solitario y alcohólico actor que interpreta a Cristobal Colón.

El actor novel boliviano Juan Carlos Aduviri, que interpreta al líder indígena Daniel, es la gran sorpresa de "También la lluvia".

Director de profesión, Aduviri ha elogiado la capacidad de Bollain para "reflejar una Bolivia sin estereotipos", en la que la gente del país pueda sentirse reflejada.

"Para el boliviano esta guerra fue muy importante, nos enfrentamos contra una multinacional y vencimos. Esta película nos dará la oportunidad de que este conflicto se conozca", ha sentenciado Aduviri.

"También la lluvia" se estrenará el próximo 7 de enero en los cines españoles y tiene prevista su exhibición en Bolivia a partir de la próxima primavera.